Nueva Revista 131 > Miguel Mula

Miguel Mula

File: Miguel Mula.pdf

Archivos

Referencia

“Miguel Mula,” accessed May 26, 2024, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2613.

Dublin Core

Title

Miguel Mula

Source

Nueva Revista 131 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

Mguel MulaMis padres quisieron que naciera en ?guilas, de dondeson casi todos mis antepasados. La luz brillant?sima de su mar, sus monta?as calcinadas, su cielo absoluto,me acompa?an por donde quiera que vaya y me hablancada d?a, como el v?rtigo de haber nadado por lo hondo,lejos de la playa, o el de haber buceado entre las rocas a pleno pulm?n y desnudo.Sin eso nada soy. Como nadasoy sin el amor, que deb? de descubrir all?, al mismotiempo que la muerte, siendo muy ni?o, o sin el pasmo demirar por la ventana al mundo, de hurgar en el coraz?n, dereconocer a los amigos, de conversar con uno mismo.45MIGUEL MULAArboladuraPara Santiago y JulioContra ti mismo hicimos, contra la propia muerte,rasgando la nada, hijo, tu arboladura de ?ngelincandescente, endemoniado, lecha arrojadacon su propia energ?a por eterna condena:y no hallar?s m?s diana que el viento, tu mismo aire.FrescuraIn memóriam, para AlfonsoEn tu viento ya estaba la sombra, todo el mar;la frescura fue el mal, hijo, que te hizo sereternamente puro vac?o recordadoen cuerpo de tiniebla. No alcanzaste la luz.Misteriosa la vida que principia en la muerte,y poderosa,m?s que vientos, mares y sombras.46NUEVA REVISTA 131POESÍAEl príncipe bastardoPorque tambi?nt? eres el animal que no existeen la guarida del ser,la amapola en el vasoy la rabia indecible del pr?ncipe bastardo.Querido corazón:Esclavo del olvido, siervo de la memoria,querido coraz?n,en esta noche inmensa,cubre tu cobard?a, que ya apesta;no toques nuestro amor con esas manos,no seas cabronazo,no pudras el cristal que a?n no ha sido,no escarbes donde nada hay, por si viene.Acaso la inminencia a ras del beso,el grito oblicuo, sea lo feliz,la deseante lor que al nacer muerey brota mariposa de recuerdos,por entre los olvidos, en suspenso.NUEVA REVISTA 13147MIGUEL MULAComo un jardín salvajeUn verso que no sea lorni cosa alguna puesta en majestadsino el espejo mismo de la muertelorezca en su silencio,abra gozosamente la herida, perturbe sangre y t?mulos secretosreventando por m?rgenes y pozosinlamados de vida desbordada, abrase las miradas? y lorezca.Como un jard?n salvaje,un solo verso pide, deslorado,un verso que se salga de s? mismoregalando azucenas a su paso.Un no rompido versoazogado lorezcapara que mil estrellas negras cantenen todas las escalas de los ?ngelesla feroz disciplina del azary del deseo.48NUEVA REVISTA 131POESÍATu soledad y mis tinieblasEntre tu soledad y mis tinieblasagobiamos a dios con el desprecio,asixiamos al mundo con olvidoy cuando queremos nombrar las cosasya todo est? dicho y ya solo quedatu silencio y mi silencio mir?ndose.NUEVA REVISTA 13149