Nueva Revista 007 > Antonio Machado, periodista

Antonio Machado, periodista

Alfonso Méndiz

Sobre la biografía de Antonio Machado, su vida como periodísta, los artículos olvidados del poeta sobre sus creaciones teatrales.

File: Antonio Machado, periodista.pdf

Referencia

Alfonso Méndiz, “Antonio Machado, periodista,” accessed August 17, 2019, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2533.

Dublin Core

Title

Antonio Machado, periodista

Subject

Artes y Letras

Description

Sobre la biografía de Antonio Machado, su vida como periodísta, los artículos olvidados del poeta sobre sus creaciones teatrales.

Creator

Alfonso Méndiz

Source

Nueva Revista 007 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

_ Artes y Letras POETAS DE ESPANA ANTONIO MACHADO, Rubén Darío, Poetas de España. Los hermanos Machado, La Nación, Buenos Aires, 15VI1909, p. 5. En este ensayo, Darío cita un largo fragmento de un artíPERIODISTA culo machadiano totalmente desconocido. Rescato el texto de nuestro poeta, sin poder precisar la fecha ni el lugar de pu• Artículos olvidados del Por Alfonso Méndiz blicación. poeta sobre sus creaciones I teatrales. Las gentes, cornaqueadas por la periodística ignorancia, y aceptando ta sabiduría de sus repórtel 22 de febrero de 1989 res habituales, que no reparan ni aun en la invención maliciosa, empujan a cada intelectual a forlas letras españolas fesmar en el grupo que se les antoja, aunque ese gruEtejaron a bombo y plapo sea esencialmente heterogéneo, o no exista. Así, tillo el XL aniversario de la los hermanos Machado, como todo lo que hoy vermuerte de Antonio Machado. daderamente vale en esta literatura, han sido clasiCon este motivo, fueron muficados entre los llamados modernistas. Apartanchas las voces que ensalzaron do tales superfluidades intento decir sus almas de su lírica y sus poemas, eternapoetas. mente actuales. No fueron meAntonio Machado es silencioso, meditabundo, nos las plumas que redesculleno de honda y suave filosofía. El ha expresado brieron su faceta como dramaen hermosos versos su frecuencia de ensueño, su turgo, como ensayista, o como amor al misterio, su indumentaria distraída, y los que hay en su mirar dulce y penetrante y en su sonpensador. Y muchas más las risa condescendiente. Sabe traducir por su ciencia que evocaron su figura humaíntima todo lo que se ha vislumbrado del oculto na o su ideario político. Pero idioma de las cosas, desde Jámbiico a Novalis. Sapocas voces y pocas plumas be que ¡a vida tiene sus encantos y sus horas risuellamaron la atención sobre su ñas; y nos hace advertir en voz baja que: labor modesta y callada en las Un golpe de ataúd en tierra es algo páginas de los periódicos: soperfectamente seria bre su obra periodística, que Yo te conocí antaño, en noches jóvenes, de cerveza y de lirismo. El silencioso se tornaba converha venido a ser ta gran cenisador y conversador gentil y chispeante. Tenía fácienta en la producción maciles Ia saeta y la paradoja, y su ideología encantachadiana. Existe, sí, un «Maba el ánima Su aspecto de joven lord descuidado chado poeta» y un «Machado parecía blindado de resignación y su paradoja y su dramaturgo» consagrados por saeta siempre iban suavizadas de indulgencia. Llela crítica. Sin embargo, a los no del necesario orgullo de su secreta virtud, ni ha 50 años de su muerte todavía hecho de misionero; ni ha sentado plaza de defenno se ha intentado dibujar e! sor de cánones. Ha sonreído de la incomprensión perfil literario de un «Machadel vulgo semiletrado, y tan solamente a sus íntimos ha hecho la gracia de íuj comentarios. do periodista», proyecto cierCuando se ha hablado recientemente sobre el tamente ambicioso al que venconcepto de la patria y los poetas he aquí lo que él ha manifestado go dedicándome en los últimos ya sobre la pieza La Lola se va en palabras sencillamente sentenciosas y justas, que explican su espíritu: años. a los puertos: pero nadie se haNo pretendo definir la patria. Acaso la patria no exista. Pero Hoy quiero unirme al rebía puesto a investigar si exispara mostrar mi amor a la tierra en que he nacido, yo digo a todos: trabajad. El progreso, tal como lo entienden las generaciocuerdo de este gran poeta subtían o no más textos como ese. nes, es pura ilusión. El hombre de hoy no es más feliz que el homrayando que fue también un La sospecha de que podía bre de las cavernas, pero pudiera ser más desgraciada Nuestros asiduo cultivador de los génehaber otros artículos semejanabuelos viajaban en galeras tan bien como nosotros en nuestros ros periodísticos. Deseo sacar tes creció en mí ai repasar la rápidos y expresos: pero si nosotros no hemos ganada pudiéracolección de los papeles póstua la luz pública una serie de armos perder, sin más que volver a sus galeras. Yo digo a todos, mos de Machado, publicados tículos que Machado escribió sed buenos; educad a los niños y amad a las mujeres, respetando en Cuadernos Hispanoameripara la prensa. Artículos totalen ellas lo que más vale, su virtud. Una raza es fuerte y bella cuancanos en 1949. Allí se incluía mente desconocidos, olvidados do sabe educar a sus hijos y no envilece a las madres. Ya véis cuan un texto autógrafo del poeta en sus obras completas, que fácil es la grandeza de un pueblo. Pensad en Dios, sentidlo en vosobre El condenado por dessotros mismos y borrad el vicio de vuestras almas. No hay otro tienen el valor y la frescura de modo de hacer patria. Si os tienta el placer, tened mesura y deteconfiado con la siguiente anolo inédito. neos al borde de toda fuente, bebed no más para templar la sed tación de los editores: y seguid andando. Si esta felicidad no os basta, sabed que no hay «El presente artículo, cuyo otra. De política y de gobierno de pueblos, no sé nada. De esto Un hallazgo casual autógrafo reproducimos, fue se habla mucho; las palabras son enemigas de toda verdad, y al El descubrimiento de la seescrito el día 11 de octubre de lenguaje engañoso es preferible el silencio, como dijo un filósofa rie que ahora presento fue bas1924, vísperas del estreno, en Dicen que Maura nos gobierna bien: tal es la voz deI puebla Acaso tante afortunado. Desde 1971 el Teatro Español de Madrid, gobernar sea también una cosa sencilla. Yo digo a los políticos, se conocía una autocrítica sude la refundición del drama El condenado por desconfiado, si es que se dignan escucharme: pensad en el bien de vuestro puede Tirso de Molina, realizada blo, y arriconad vuestros flamantes banderines. No sacrifiquéis por Antonio en colaboración nada a las palabras. Si sois liberales y conviene imponer al puecon su hermano Manuel y con blo por ¡a fuerza algo que el pueblo necesita, decid: ¿qué interés J. López. Por causas desconoa sus estrenos teatrales y localeñemos nosotros en ser liberales? No lo somos. Si os llamáis concidas, el trabajo no llegó a puservadores, y el pueblo reclama reformas, hacedlas. Sobre todo, licé las autocríticas que ahora blicarse...» no engañéis al país. ofrezco. Responded de vuestras palabras con vuestros actos, o al menos Hay un error en la fecha, La afición con vuestras intenciones. No amarguéis el corazón del pueblo con porque el estreno no fue el 12 la pesadilla inacabable del «hacer que hacemos». Del árbol de por el teatro de octubre sino el 2 de enero la experiencia, un fruto ha caído maduro a nuestros pies: la desde ese año. Pero, al margen de Es sabido que Antonio Maconfianza. Moderad también vuestros apetitos. Vivid con holguese detalle, lo que llamó mi chado mostró una gran pasión ra v hasta con lujo, pero no acaparéis en vuestras arcas más oro atención fue el parecido de esa por el mundo de la escena. del que necesitáis. Ya que el pueblo os enriquece, procurad vosonota con el texto sobre La LoDesde pequeño le atrajo la fatros que el pueblo tenga qué comer. Si reñís batallas reñidlas de la: (a unidad de estilo y de inrándula y con sólo 15 o Í6 verdad y huid de todo simulacro. No tengáis demasiada fe en la tención eran evidentes. años empezó a asistir a las reelocuencia. Un buen orador no ha de ser necesariamente un buen gobernante, y muchos triunfos de la oratoria pueden costar sanpresentaciones del Teatro EsEstaba clarísimo, por tanto, gre al país. Preferid a la vanidad del aplauso inmediato, que el pañol. Después escribió libreque los dos artículos se habían pueblo os agradezca vuestros actos. Si esta gratitud llega tarde, tos cómicos, con ayuda de su escrito para el mismo fin: la es, en cambio, duradera y profunda, vale más. Pensad en la glohermano, para luego represensección de autocríticas del diaria póstuma. El mejor gobernante será aquel cuyas medidas de tarlos ante familiares y amigos. rio ABC, y que por alguna ragobierno tengan más consecuencias beneficiosas para su patria. Trabó amistad con los actores zón ignota el texto autógrafo De su obra hablaremos dentro de algunos siglos. Desconfiad Antonio Vico y Ricardo Calvo no liego a ver la luz en ese diala palma del claqueur. ¿Qué pueden hacer los poetas por la pay, rozando el comienzo de siglo, rio. Pero que iba a publicarse tria? Algunos creen que los poetas deben cantarla, loarla, jalearentró como meritorio en la allí es prácticamente seguro; la. Otros, más avisados, piensan que los poetas no la cantan, la Compañía María Guerrero. porque Machado indica una revelan. Con éstos estoy. Yo digo a los poetas: hemanos míos, sed referencia temporal muy explíhombres y desdeñad la literatura y las palmas académicas, y coAntonio no tenía dotes dramo nada hay divino que no sea humano, matad también vuestra cita, impensable en un ensayo máticas, y su experiencia como vanidad de trompeteros celestiales. Que Platón os niegue los hoo reseña critica, que sólo se actor duró apenas unos meses. nores, pero os admita en su República, Convencidos de ser, no justifica en un articulo para la Sin embargo, la semilla del os curéis de aparentar. No perdáis vuestro tiempo en llamar la prensa: «...el maestro Tirso de teatro perdurará a través de los atención. ¿Seréis vosotros castillos de pólvora que anden y trueMolina dio a la escena patria años; germinará hondamente nan para asombro de u isidros»? Portas hay que arden como yesta obra que, con muy escasas en su alma, y en la última etaca y de puro tronar nadie los escucha. Huid de esos fanfarrones. supresiones, ha de representarpa de su vida escribirá con su Cantad, cantos; es vuestro oficio: pero cuando nadie oí escuche. se mañana en el Teatro Espahermano las piezas teatrales Asi únicamente algún día os escucharán. ñol». (Como es sabido, las Asi habla Antonio Machado, santo del Arte, desde su retiro de que hoy son tan conocidas. autocríticas solían publicarse catedrático en la vieja Soria. Tal lenguaje parecerá sánscrito o chiLa primera de ellas fue, preno a los embusteros podridos y mal pensados fantoches que gestila víspera de los estrenos.) cisamente, la refundición de El culan en los circos de la fácil publicidad. condenado por desconfiado, Debo aclarar, para el lector Sus Soledades comunican una melancolía profunda y grave. La de Tirso. En la autocrítica poco avezado con los usos de poesía profundizadora surge de! ambiente. Un hermano ausente desmencionada —la nota autónuestra crítica, que en los años de hace largos años, llega a la casa familiar. El poema nace a su prografa entre sus papeles póstuveinte y treinta se hizo muy popio impulso en el silencio del hogar. Luego verá pasar, en la revista de mos—, Machado habla de su pular la sección de Autocrítisu recuerdo, el mal inevitable, como la muerte. Siente de pronto la tarea como adaptador: procas de ABC donde los escenónostalgia de los únicos días felices, los de su niñez Mezcla pensapugna el respeto absoluto al mientos de desconocido a ta tierra que arroja en las fosas. Escucha. grafos solían dar a la luz los texto original y defiende la trajuicios sobre su pieza en víspeEL PERRO DEL HORTELANO dición dramática del auto saras del estreno. Durante años cramentai. «El condenado por Comedia de Lope de Vega, refundición de Mafue una costumbre extendida; nuel y Antonio Machado y José López Hernándesconfiado, drama religioso a y esa página, consultada por ei dez, que se estrenará mañana, viernes, en el teala española, no puede haber público y anhelada por los dratro Español. perdido actualidad (...). No maturgos, alcanzó cierta tradiera el teatro religioso el que hación en nuestras letras. Entre los buenos servicios que pueden hacerse al teatro Español bía perdido su público, sino el Una vez confirmado que está, pensamos, el de popularizar sus obras maestras. Ocurre con público el que había, en pareran dos las autocríticas escriéstas, además, que son de todos los tiempos. Es decir, que los años, te, perdido su teatro.» tas por Antonio, la pregunta los siglos, no las han marchitado ni hécholes perder su gran interés Después de ésta, los Machasurgió inevitable: ¿No podía humano ni su prestigio artístico, en la mayoría de los casos. Estos amores de la condesa Diana de Bélilor y $u secretario Teodo realizaron cuatro adaptahaber una continuidad en esa doro, en El perro del hortelano son tan de hoy como de ayer, de ciones que no tuvieron autocrítarea crítica de Machado? ¿No siempre. Y a pesar de la larga serie de comedias a que han dado ticas: El principe constante, de era lógico suponer que el poeorigen, desde Lope hasta hoy mismo, en ninguna han alcanzado Calderón; Hernani, de Víctor ta habría escrito reseñas para expresión más bella, realidad más profunda, verdad más penetrante. Hugo; y dos obras de Lope: las demás obras? Repasé con La infinita gracia, la deliciosa picardía con que Diana .v Teodoro Hay verdades que en amor... lupa los ejemplares de ese pedefienden su amor contra los prejuicios sociales que los separan y La niña de plata. riódico en las fechas próximas 73 En abril de 1927 Antonio es —hasta rendirse a la pura y avasalladora verdad de un cariño ineluctable—, no han sido nunca superadas en la escena española ni nombrado Académico de la en la extranjera. Ni mejoradas, en cuanto a la hondura psicológica Lengua. Para entonces ha esni aun a la atrevida y exquisita sensualidad que trascienden. trenado ya dos obras originaConservar en toda su integridad este delicioso v graciosísimo dúo les: Juüanillo Valcarcel(b) de amor, despojándolo únicamente de algunos accidentes ajenos al • Artículos olvidados de y Juan de Maftara (1927). A asunto y en cierto modo extravagantes, ha sido todo nuestro cuidaAntonio Machado partir de su nombramiento, la do hasta ahora. firma de Machado se valora y descubiertos por ei autor V ahora, el de pedir al público un aplauso para Lope de Vega, sus próximos estrenos van a Se trata de 19 trabajos padre maravilloso de! teatro Español, y para los nuevos María Gueverse realzados con la publicarrero .v Fernando Mendoza, que interpretan El perro del hortelano periodísticos y dos ción, en tas páginas de ABC, con tanto acierto como devoción. fragmentos extraviados de M. y Á. MACHADO de una reseña personal sobre artículos ya conocidos: su propia obra. 1. Tres traducciones de poetas franceses para la revista Electro (1901) firmados con pseudónimo La serie desconocida («Géminis»). Dos de ellas vienen precedidas por una nota En 1928, tos Machado estrebibliográfica del autor, que nan Las Adelfas. Y el 21 de ocdebemos atribuir también a tubre de ese año, ABC reproMachado. duce un articulo de Antonio 2. Dos comentarios para la que da las claves para entender sección Glosario de la revista e! sentido de esa comedia: reLA DUQUESA DE BENAMKJ1 Renacimiento (1907). Aparecieron curso al subconsciente de los sin la firma del poeta. Comedia dramática en tres actos, verso >• propersonajes, renovación del diá3. Un artículo perdido sa, de los hermanos Machado, que se estrena logo escénico, preocupación —ignoro dónde se publicó— del esta noche en el Español. por la estructura narrativa: que he tenido noticia por la extensa cita que Rubén Dario recogió en un «Nuestra comedia parte del Estrenar una comedia, dar un libro a la estampa es — se ha dicho trabajo para La Nación. Se desenlace —la muerte del mamuchas veces— proyectar una imagen en un espejo, que necesariaincluyen aquí esos fragmentos mente ha de deformarla. ¿Es esto cierto? En todo caso, conviene rido— y avanza, justamente, machadianos. añadir que contra ese espejo poco valen razones, porque es el espeen la averiguación de sus an4. Una reproducción parcial de jo —no lo dudéis— el que decide en última instancia. tecedentes». una conferencia de Amonio, Crítica propiamente dicha, ¿puede esperarse de un autor que juzga Antonio alude también en publicada en Noticiero de Soria su comedia tn vísperas de estreno? No, si la critica es objetividad (19)0) en forma de articulo, ese texto al personaje que eny... serenidad. Seria, además, impertinencia. Cabe, si, una cierta 5. Dos Crónicas de París carna las ideas de Freud: un anticipada abogacía por la propia obra, un adelantarse a posibles publicadas en Tierra Soriana (1911) objeciones o a combatir prejuicios que pudieran serle hostiles. Pemédico algo divertido que «no con pseudónimo «El corresponsal». ro esta labor, poco grata, es, además, peligrosa. Ella implica el tetiene demasiada fe en el valor 6. Una nota anónima sobre José mor de ser juzgado con error o malevolencia, cuando no concienterapéutico del psicoanálisis». María Salaverría, publicada en El cia del propio yerro o desconfianza de lo hecho. A fin de cuentas, Estas lineas nos ayudan a vaPorvenir Castellano (1913). sólo consigue dar armas al enemigo y ponerlo en guardia, en justo lorar adecuadamente la su7. Un ensayo titulado Sobre el castigo a la pretensión de desarmarlo. puesta influencia del austríaco porvenir del teatro, publicado en Seguimos no encontrando demasiadas razones que justifiquen una en la pieza machadiana. pues La Libertad (1928). Es una versión autocrítica en estas circunstancias. Pero como lo que se usa no se ha sido exagerada por numemuy parecida de un artículo excusa, nosotros diremos algunas palabras —las menos posibles— aparecido en Manantial, que sí era rosos críticos. La obra parte, de nuestra obra. conocido. en efecto, del hallazgo del subLa hemos escrito con amor, sin gran esfuerzo y por solaz y alivio 8. Una «encuesta» sobre «¿Cómo de ocupaciones menos gratas. Aspiramos a que el público se divierconsciente, pero el propio Andeber ser la crítica?», publicada en ta escuchándola. ¿Pretensión ambiciosa? Y más insólita de lo que tonio reconoce al final de su La Nación (1929). parece. Porque el teatro moderno, entenebrecido con toda suerte nota que «los autores sólo Cinco autocríticas escritas para de propósitos morales, psicológicos, sociales, poli!icos, pedagógiaceptan la utilidad del psicoael estreno de sus obras teatrales. Se cos, etcétera, viene desde hace muchos años inclinándose a la dinálisis para la dialéctica del publicaron en ABC (19281932) y dáctica y armándose cada vez más de la poesía. Conviene añadir teatro». aparecieron con la firma de Manuel que lo poético en el teatro, es decir, lo dramático, no es tampoco y Antonio Machado. Al año siguiente se produce como algunos creen, lo lírico, ni mucho menos el verso, que ni si10. Dos fragmentos olvidados en el gran éxito de los Machado: quiera es nada esencial en poesía sino una síntesis exaltada de la otras tantas colaboraciones para El existencia humana —acción, pasión y conciencia— que aspira a deLa Lola se va a los puertos. El Sol (1936). Forman parte de las leitar con el mero espectáculo de la vida. 7 de noviembre de 1929, víspeconocidas sene?, mair «lianas. ¿Novedad? De propósito, ninguna. Nuestra obra ha de parecerra del estreno, ABC publicaba 11. Dos artículos para Voz de se a muchas que se han escrito y a otras muchas que todavía han la autocrítica de Antonio donMadrid (1938), publicadas con su de escribirse. Sin embargo, no renunciamos a contribuir —en la mede se anticipan los pilares báfirma. dida de nuestras fuerzas— a la renovación del teatro, devolviéndosicos de ta pieza: su ambiente le un poco de su perdida inocencia. Porque no siempre se renueva folklórico y andalucista (cancon novedades. te hondo, flamenco, gitanos) y Manuel MACHADO Antonio MACHADO el valor arquetípíco de sus personajes, 74 Artes y Letras do—, sí señala algunos paraLA LOLA SE VA A LOS PUERTOS lelismos entre los caracteres de la comedia y ios gobernantes Drama en verso .r en tres actos, de Manuel y Antonio Machado, que se estrenará el próximo de nuestro país a lo largo de viernes, por la noche, en el teatro Fon!alba. tres décadas. El último estreno en vida de La Lola... La Lola se va a los puertos; Antonio Machado fue La Dula isla se queda sola. quesa de Benamejí. Ese mismo día, 26 de marzo de 1932, se He aquí el motivo inicial de nuestra comedia. La solearilla no •y dicemucho. Acaso tampoco pretende sugerir nada. Se Umita a conpublicó la autocrítica del poesignar un hecho, y acaso, a lamentarlo. Entre nosotros hay quien ta que presentaba esta vez una se ha preguntado: novedad interesante. En lugar de comentar la obra, Antonio Y esta Lola, ¿quién sera, dedicó esas cuartillas a refleque así se ausenta, dejando xionar sobre el arte escénico y la isla de San Fernando X tan sola cuando se va? la crítica teatral. A este oficio alude, con metáfora valleinclaSupongamos que es una cantadora de flamenco, de cante hondo. El cante hondo, como otras cosas hondas, no obstante apariennesca, al señalar que toda obra cias más o menos circunstanciales, se va, irremediablemente. Cierrecibe en ella, como en un esHBkXWé to que, en su lugar, aparecen oirás cosas. ¿Mejores? ¿Peores? Papejo, una imagen deformada ra los progresistas del año setenta y los snobs de todos los tiempos de sí misma. Más adelante, se La redacción inicial del arel cambio es, a fin de cuentas, ganancia, y lo último siempre lo mecuestiona el sentido de las tículo, muy parecida a una de jor. Ellos se consolarán fácilmente con esos tangos argentinos, que las cartas de Guiomar, nos autocríticas y concluye que, a nosotros nos parecen desteñidos danzones cubanos, como estos permite deducir que esa resepor falta de ecuanimidad en el a su vez, degeneraciones del más trivial fiamencoide gitano. Pero ña crítica es de Antonio, aunjuicio, son los autores los menosotros no hemos de lamentar el éxodo de la Lola y de su cante que —como las otras— venga hondo. Pensamos, sin embargo, que las cosas tienen un momento nos indicados para juzgar sus poético interesante cuando, con el pie en el estribo, nos dicen adiós. firmada por los dos hermanos. propias creaciones. ¿Por qué no despedirlas amorosamente? Este detalle, unido ai enfoque La Lola y Heredia, protagonistas de nuestra obra, son pareja de y estilo de las notas, al tono flamenco, de cante hondo. ¿Algo gitanos? De la cantadora sabehumilde con que se escriben y Una faceta olvidada mos que su padre tuvo una fragua en Córdoba; de Heredia, sólo a ciertos pasajes calcados de Excuso decir que todos estos lo que su nombre nos sugiere. Ellos han nacido en tierra andaluza; Juan de Mairena, me han lleartículos no son verdaderas reAndalucía, que ha sabido ser tantas cosas, asimilar tantos elemenvado a concluir que toda la setos exóticos, y donde tantos injertos raciales han prendido y dado señas teatrales. Son más bien rie es, en realidad, del autor de su flor y su fruto, no ha de avergonzarse de haber sido alguna vez apuntes de tipo personal, ideas Soledades. un poco gitana. Porque esto sólo quiere decir que es en Andalucía que ilustran el ambiente de sus donde los gitanos han hecho algo más que golpear el hierro, trafiEl 27 de febrero de 1931 espiezas o dan luz para interprecar en burros —hoy lo hacen en automóviles desvencijados— y rotrenan una nueva refundición tar el sentido de la trama. Por bar gallinas. Por lo demás, el cante hondo —cualquiera que sea su de Lope: El perro de! hortelaotra parte, ése era el objetivo origen .v su importancia— y el arte de Antonio Chacón —que glono. La víspera, el día 26, apade las autocríticas: aportar el ria tenga—, de Ramón Montoya y de Pastora imperio, son algo rece la autocrítica correspontestimonio más o menos estan andaluz, por lo menos, como la filosofía de Séneca y de Avediente en la que Antonio abopontáneo del autor, sin buscar rroes. ga por la recuperación de nuesun rigor metodológico o expoLos demás personajes de nuestra comedia, un joven ingenuo y tro teatro clásico, de modo sesitivo. apasionado, un viejo sensual, una señorita puntillosa y altiva, genmejante como había hecho con tes del campo y de la ciudad, de! cortijo y deI colmado, no han de Con la exhumación de estos El condenado por desconfiasorprender por su novedad, porque sin duda habrán aparecido más artículos, de extraordinario indo. Señala también que el tede una vez en escena. Pero si nosotros los llevamos a! teatro, es porterés para conocer su obra en que andan por el mundo, y es en él donde nosotros los hemos coma clave de la pieza es el amor, prosa, pretendo llamar la atennocido. y recuerda que su intención coción sobre una faceta desconoNuestra comedia empieza en las serranías de Jaén o Córdoba, mo adaptador fia sido siempre cida del Machado escritor: su por tierra de olivar, sigue el curso del Guadalquivir hasta la opula fidelidad a los textos origilabor como articulista. La imlenta Sevilla, para continuar por la llanura gaditana, donde se bonales. portancia de su figuara reclarra el paisaje y empieza la marina. Y es allí, a ¡a vera del mar y Dos meses después de ese esma a gritos un conocimiento al fin de la comedia, donde una voz anónima canta la copla: treno se representa otra obra íntegro y cabal de su producLa Lola... suya: La prima Fernanda. La ción literaria. Y algún día desLa Lola se va a los puertos: reseña de los autores se publicubriremos que don Antonio, la isla se queda sola. ca el 23 de abril de 1931, a tos además de un gran poeta, fue Si en los tres actos hemos logrado un equivalente dramático de nueve días de proclamarse la también un columnista de ¡a emoción lírica que para nosotros contiene la solearilla andaluza; República, y en ella alude Maenorme envergadura. Por el si el público la escucha con atención y agrado, sabiendo ya quién chado al reciente cambio de rémomento, quede aquí esta fue esta Lola, y la crítica no encuentra la comedia demasiado banal, nosotros satisfechos. Si hemos escrito —contra nuestro gimen. Negando toda interpreaportación de sus obras compropósito— una andaluzada más, que se nos perdone. No hemos tación exclusivamente política pletas. de insistir. de la pieza —el valor está en Alfonso Míndiz es profesor de la UniversiManuel y Antonio MACHADO los personajes, insiste Machadad de Navarra. NUEVA HE VISTA . SEPTIEMBRE <990