Nueva Revista 007 > La primacía del público

La primacía del público

Lorenzo Gomis

A medida que la economía adquiere más estrecha relación, se acentúa su caracter internacional. Los agentes económicos se interesan por suministrar hechos a la prensa y aparecer en ella con un perfil favorable, ya que la prensa es la imagen del presente social.

File: La primacía del público.pdf

Referencia

Lorenzo Gomis, “La primacía del público,” accessed April 6, 2020, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2525.

Dublin Core

Title

La primacía del público

Subject

Club de debates

Description

A medida que la economía adquiere más estrecha relación, se acentúa su caracter internacional. Los agentes económicos se interesan por suministrar hechos a la prensa y aparecer en ella con un perfil favorable, ya que la prensa es la imagen del presente social.

Creator

Lorenzo Gomis

Source

Nueva Revista 007 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

y fiables, y un 9 por 100 aseguran que meser muy precisas y técnicas, pero la mayor Ambas modalidades formales de! perionos serios. parte de los encuestados no saben exactadismo contemporáneo son el plato obligamente lo que tes están preguntando. Para Estos datos son mejores que ios que hado de todos los diarios y revistas que deresponder adecuadamente a estas cuestiobitualmente nos llegan de otros países de sean estar a la page. Y no digo esto con ánines seria necesario admitir en los entrevisnuestro entorno cultural, Estados Unidos, mo crítico o despectivo, sino al contrario. tados un nivel de conocimientos técnicos y por ejemplo. En alguna de estas encuestas Para ser competitivos hoy en el mundo de de dominio de la terminología precisa que se puede comprobar que el 49 por 100 de la comunicación periodística, los diarios y normalmente no se da. Desde mi punto de los ciudadanos norteamericanos pensaban los semanarios de noticias no tienen más revista, este dominio y esta precisión termien 1985 que los medios ejercen con responmedio que acudir a estas particulares monológica no existe ni siquiera en todos los sabilidad el poder que la propia Constitudalidades expresivas, dentro del cuadro de profesionales del periodismo en España. ción otorga a la prensa. Pero este dato hay los géneros periodísticos, Y no sólo cultique ponerlo en parangón con e! corresponvan estas modalidades los profesionales del diente a 1981, año en el que el porcentaje periodismo escrito, sino que progresivade norteamericanos que creían que su prenmente se extienden también al mundo del El reportaje de investigación sa actúa responsablemente era del 53. Sin periodismo radiofónico —cuando la agoembargo, en ese mismo trabajo hay una debiante moda de las tertulias deja tiempo paUtilicemos dos ejemplos como punto de moledora puntuación acerca del grado de ra otra cosa— y también a espacios muy sereferencia para ilustrar esta carencia de prerigor informativo que el pueblo norteamelectos y cuidados del mejor periodismo teparación técnica de buena parte de los proricano atribuye a los periódicos —18 por levisivo. fesionales del periodismo: el reportaje de in100 en 1984, con una caída de 12 puntos vestigación y el análisis interpretativo. No tengo nada que objetar, por tanto, a desde 1973—, frente a una mejor valorala presencia del in ves ligan ve reporting o de ción comparativa del rigor informativo atrilas columnas interpretativas (análisis) en las buibie a los servicios informativos de telepáginas de nuestros periódicos. Lo que me visión —28 por 100 en 1984, con un desmolesta es que un alto porcentaje de estos censo de 13 puntos respecto a 1973. (Ganproductos están técnicamente mal desarrollanett Ccnter for Media Studies, The Media dos. Y si están incorrectamente desarrollados, and lhe People, 1985). ¿cómo se puede deducir a posteriori que el Con todo este aluvión de cifras pretencontenido de estos mensajes periodísticos es do simplemente argumentar que la mayor verdaderamente fiable, riguroso o digno de parte de las encuestas y sondeos sobre credicrédito? Me apunto por tanto a la nómina bilidad, Habilidad, responsabilidad y rigor inde quienes en ios últimos meses han difunformativo de los periódicos o cualquier otro dido escritos de denuncia señalando las inmedio de comunicación debe ponerse siemsuficiencias del trabajo periodístico colecpre en cuarentena. Las preguntas pueden ! tivo en España. Señalaré aquí algunos de hechos putalicabUrs. LA PRIMACIA Los productores de espectáculos y juegos necesitan también llegar al público a DEL PUBLICO través de la prensa. El deporte de masas no tendría vida si no encontrara público y si éste no comentara los encuentros, paPor Lorenzo Cocnis sados y futuros. El público tiende a acudir menos a los estadios y a contemplar más los partidos a través del televisor. En el Mundial de «alia, la mitad de los italiaa prensa puede considerarse nos han contemplado los partidos por teLun ingenioso proceso ai que se levisión y, en la transmisión española, el ha llegado poco a poco —el sociólogo Roprensa es devorada con pasión. Sin ella no segundo canal se lia llevado la mitad de la ben Park hablaba de la historia natural del quedaría constancia de lo que ellos hacen audiencia total mientras había partidos. periódico— por el que la gente se entera y mandan hacer. Buena parte de lo que los También el cine, el teatro, la música, el arte de lo que pasa, lo comenta y, al comenpolíticos llevan a cabo es para que sea coy tas letras necesitan aparecer en los metarlo, influye en lo que va a pasar. Este nocido —lo que Boorstin ha llamado dios para existir socialmente. Por consiproceso no podría producirse sin la coo«pseudohechos»—. La recompensa que se guiente, se apresuran a producir noticias, peración espontánea de personas y orgaespera son los votos. suministrar hechos y alimentar la fabricanizaciones que concurren a él con propóA medida que la economía adquiere más ción de «populares» y «famosos». sitos distintos y hasta contrarios. estrecha relación con la política y acentúa El segundo factor del proceso son los El primer factor es el de los que ponen su carácter internacional, los agentes ecomedios. La prensa y los demás medios retos hechos. I^as instituciones y partidos ponómicos se interesan más por suministrar ciben gratis y a tiempo los hechos que les líticos son, con los recursos que proporhechos a la prensa y aparecer en ella con suministran los interesados en su difusión. cionan los presupuestos públicos, grandes un perfil favorable, pues la prensa es ta El trabajo esencial de la prensa es escoger productores de hechos que desean que la imagen del presente social. Otras muchas entre montones de hechos suministrados gente conozca. Por eso en los gobiernos, instituciones, educativas, sanitarias, sindiinteresada y gratuitamente aquéllos que el administraciones y partidos políticos la cales, recreativas, suministran igualmente público puede entender y comentar. Si no estos nombres patrios que han puesto en teción y el periodismo de precisión. Los méla de juicio los altos grados de credibilidad todos de investigación varían de uno a otro que algunas encuestas atribuyen a los peen estos modelos, pero la estructura formal riódicos: Jorge de Esteban, Leopoldo Calde estos trabajos —que suponen siempre un vo Solelo, Jaime García Añoveros, Franesfuerzo de documentación superior al cisco Ayala, José María Martín Patino, Alhabitual— sigue e! siguiente esquema: I) Infonso de la Serna, Julián Marías, etc. Y si formación previa; 2) Antecedentes; 3) Reacciones y consecuencias, y 4) Análisis valoqueremos condensar en un autor y en un tírativo. Estas cuatro fases se dan sólo en el tulo, aunque sea extranjero, esta corriente relato periodístico completo. Es muy codesmitificadora de ciertos tópicos corporarriente, sin embargo, que alguna de estas livistas, recomiendo el libro de Jeanfases se separe del cuerpo global del trabaFranfoís Revel, El conocimiento inútil, cap, jo, para ser situada en otra parte del mis10 para ser más precisos. mo periódico, normalmente en la misma Apuntaré aquí algunos argumentos que página. Esto sucede muy frecuentemente N justifican mi rechazo ante buena parte de con la fase número 4, el análisis valorativo JL ^ o tengo nada que objeios productos periodísticos que circulan hoy o previsión de !as expectativas. E indepenentre nosotros como excelentes trabajos de tar, por tanto, a la presencia del indientemente de que estén presentes ias cuainvestigación o como análisis interpretativestigative reporting o de las columtro fases del esquema convencional o que vos. nas interpretativas (análisis) en las alguna haya sido omitida o trasladada a El reportaje investigativo, de acuerdo con páginas de nuestros periódicos. Lo otra lugar del periódico, lo que caracteriza la tradición occidental, fuera de la cual no a todos los relatos del periodismo en proque me molesta es que un alto porexiste periodismo, es una modalidad muy fundidad es el rigor y el cartesianismo a la concreta surgida al aire de las corrientes del centaje de estos productos están hora de exponer y desarrollar ante los lecllamado Nuevo Periodismo en el comientécnicamente mal desarrollados. tores cada uno de los apartados de! dossier. zo de los años setenta. Dentro de estas coEl mensaje periodístico llamado reportaje rrientes, afloraron entonces con ímpetu investigativo tiene como rasgos propios e nuevo ciertas tendencias que se habían iniimprescindibles el rigor informativo, una ciado tímidamente unos 30 años antes, el correcta y suficiente atribución de las fuenllamado Deplh Reporting en USA o periotes de las noticias, juego limpio en la expodismo de explicación en Europa (y singusición de los propios puntos de vista de los larmente en Francia con Le Monde). De este periodismo en profundidad se diversifiinformadores y una determinada disposicaron tres ramas principales: el periodismo ción psicológica hacia lo que algunos llainterpretativo, el periodismo de investigamamos nointencionalidad (que vendría a También la televisión y la radio ofrecen sus se entendieran no se comentarían. No se — J. Balmaña, J. Baviano, P. Brossa y otros, La audiencias como prueba de que tienen un comeniarán tampoco si no interesan. La empresa prriodística en los óchenla, Barcelona: Funpúblico sensible a la publicidad. Pero el principal manera que tienen los medios padación Conde de Barcelona, I9S9. — Angel Benito, teología de la comunicación de término de todo el proceso es H comentara detectar el interés del público son las limatas, Madrid: Eudema, 1989. rio de la gente. La prensa ofrece también radas de los diarios y las audiencias de los — O. Bezunartea, J. Canga y otros, La prensa lasus propios comentarios, que tienen la funprogramas. Pero como estas informaciote H cambio de sitio, Bilbao: Deuuo. 1988. ción de alimentar, estimular y perfilar los nes son ulteriores y pobres en contenido, — A. Díaz Macisidor y P. Diez Handino (directodel público. Pero en último término son los periodistas asumen el papel de público res), Los medios de comunión»« ante las auevas Ietlos come ni arios del público los que impuly escogen los hechos que les parecen más nología«. San Sebastián: Servicio Editorial Universisan y orientan todo el proceso social. La interesantes. Estos son los que tratan de dad del País Vasco, 1988. opinión es la opinión del público sobre ei presentar de un modo inteligible y suges— B. Díaz Nosiy, F, I.allana y J. Timoieo Atvapresente que le ofrecen los medios. Pero tivo. Este tratamiento de los hechos, corez, La sueva identidad de 1« preaia, Madrid: Funcomo los medios están al servicio del púmo la misma selección, que deja fuera el desco. 1987. blico, puesto que de él viven, el juicio — Francisco Iglesias y Sam Verdeja, Marketing y 90 por 100 del material, deja descontengestíóa de periódicos, Pamplona: Eunsa, 1988. del público sobre los hechos y sus protatos y contrariados a los suministradores de — C. Imben y J. Vidal Bencyto, £1 país o la relegonistas es el que cuenta. No hay censura hechas —polilieos, financieros, deportisrenrfa dominaate, Barcelona: Ed. Mitre, 1986. ni policía que pueda impedir a la larga que tas, actores, etc.—. Pero, como necesitan — José Amonio Martin Aguado, Lectura estética sean los comentarios del público los que estar en el presente imaginado que com> técnica de un diario. Madrid: Ed. Alhambra, 1987. determinen los cambios en la escena. ponen los medios, tienen que seguir cola— José Luis Martínez Albertos, ti lenguaje perioborando en el suministro de noticias. dístico. Estadios sobre el measaje y la producción de lorenzo Gomis es catedrático de Periodismo en textos, Madrid: Ed. Paraninfo, 1989. El tercer factor es el público. En el caso la Universidad Autónoma de Barcelona. — Alfonso Nieto y J. M. Mora, toacenlrariria inde la prensa, la presencia del público es susformativa en España: Preasa diaria, Pamplona: Sertancial, puesio que compra el periódico. SUGERENCIAS BIBLIOGRAFICAS vicio de Publicaciones de la Universidad de Navarra, No puede darse mayor prueba de interés. 1989. — Enrique de Aguinaga. Periodismo, profesión, La existencia del público es detectada por — Carlas Soria. La crisis de identidad del periodisMadrid: Ed. Fragua, 1980. los productores de bienes y servicios, que ta, Barcelona: Ed. Mitre, 1989. — Antonio Alférez, Cuarto poder en (¿paña. La acuden a ofrecer sus productos publicita— Josep Francesc Valis, La jungla comunicativa, pitas* desde 1« Lty Fraga 1966, Barcelona: Plaza JaBarcelona: Ariel, 1986. riamente en las páginas de los periódicos. nes, 1986.