Nueva Revista 127 > Coalicion

Coalicion

File: Coalicion.pdf

Archivos

Referencia

“Coalicion,” accessed February 24, 2018, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/1962.

Dublin Core

Title

Coalicion

Source

Nueva Revista 127 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

COALICIÓN POR EL CAMBIO:ROMPIENDO CON LOS MOLDESDELPASADOCarlos Cantero OjedaSENADOR DE LA REPÚBLICA DE CHILELAS CLAVES DE LA VICTORIAUna de las esencias de la democracia es la alternancia pacífica del poder, y Chile, el pasado domingo 17 de enero,dio al mundo un testimonio ejemplar del valor de su institucionalidad y de la madurez cívica de los distintos actores, en especial de su sociedad civil. Todo ello es motivode legítimo orgullo tanto para la propia democracia comopara los propios chilenos.Después de cincuenta y dos años, y en unas eleccionesplenamente democráticas, el centroderecha chileno obtiene un triunfo incuestionable. Con él se reafirma la grantradición republicana del país. La ciudadanía optó pordejar atrás paradigmas y divisiones del pasado, miró haciael futuro y configuró nuevos símbolos, visiones y sueñosque encarna la Coalición por el Cambio. Un proyecto enel que se ha depositado la confianza para dar respuesta alas prioridades de progreso y desarrollo que anhelan todoslos chilenos.Parafraseando al propio Frei, quien sugería a la ciudadanía chilena «No virar a la derecha», podemos decir quenueva revista· 12758Chile prefirió no aceptar su desplazamiento a la izquierda. Se rechazaba la continuidad de una Concertación desgastada y vacía de nuevas ideas para encarar los retos y desafíos que tiene ante sí el Chile del sigloxxi.Las claves de este triunfo fueron: a)la capacidad delcentroderecha chileno para competir internamente por ladefinición de su liderazgo, dejando atrás los falsos espejismos de «liderazgos naturales» sin auténtico fundamento;b) la ampliación de sus fronteras políticoelectorales, tendiendo y construyendo puentes con generosidad, altura yamplitud de horizontes; c) la capacidad de trabajo en equipo, eliminando los improductivos egoísmos partidistas quetradicionalmente dividían aguas, para llevarlas al propiomolino, y d) la cercanía con la gente de Piñera, que revelóun gran potencial empático.LA COALICIÓN POR EL CAMBIOO LA CONSTRUCCIÓN DE UNA NUEVA MAYORÍAAhora bien, se ofrecería una visión parcial de la realidadsi la base del triunfo se circunscribiera exclusivamente alos últimos meses de campaña. Hace cinco años, en elConsejo de Renovación Nacional, planteé que el partidodebía poner en valor la candidatura de Sebastián Piñera.Mi proyecto era expandir nuestras fronteras en el ideariode la gente y de nuestro propio conglomerado. Algunos lovieron como una temeridad, pero lo cierto es que el objetivo se consiguió ampliamente. No en vano, para sorpresade muchos, el ganador de la primera vuelta en aquellaselecciones, y quien tomó el liderazgo del centroderechachileno, fue Sebastián Piñera.nueva revista· 12759carlos cantero ojedaOtro factor importante para explicar la victoria alcanzada ha estado en la creación de la Coalición por el Cambio, una iniciativa que surge de los senadores FernandoFlores y Carlos Cantero. Su pretensión era y es ampliarlas fronteras tradicionales de la Alianza conformada porla Unión Demócrata Independiente y Renovación Nacional. Había que acoger ideas y proyectos para superar lasgraves desigualdades sociales del país y corregir las disparidades regionales, causadas en buena medida por lavigencia de un negativo centralismo. Había que atraer atodos aquellos que migraron de la Concertación (trasbordo político), buscando un proyecto más integrador queencarnase los deseos de armonía, desarrollo social, económico y cultural de una sociedad que mira de frente asu futuro.Fueron muchos los que recibieron el proyecto de laCoalición por el Cambio con grandeza y generosidad. Sinembargo, la figura más emblemática de este proceso fueFernando Flores, ex ministro del presidente Allende y prisionero político durante tres años en el Gobierno Militar.Pese a diversas circunstancias adversas, buscó con patriotismo construir una nueva mayoría para Chile. No está demás recordar que esta misma estrategia había fracasado enla elección presidencial del año 1999, con Arturo Frei Bolívar. En aquella ocasión, Lavín, el candidato de la Alianza,perdió frente a Ricardo Lagos, el candidato de la Concertación, por alrededor de treinta mil votos en la primeravuelta.nueva revista· 12760coalición por el cambioEQUIPOS COMPETENTES PARA AFRONTARLASGRANDES TAREAS PENDIENTESAhora surge un desafío ineludible: urge institucionalizar,dar estructura y consolidar la Coalición por el Cambiocomo una fuerza política que dé sustento y amplíe aúnmás las fronteras políticopartidistas y electorales. Paraello su caminar cotidiano tiene que estar marcado por uncarácter plenamente pluralista, un intenso sentido democrático y la atracción que imprime la ilusión. Sería muynegativo (política y electoralmente) si se impusiera una actitud regresiva, una actitud que sólo ubicara como columna vertebral del gobierno a la Alianza. Si esto fuera así, seretornaría a la imagen de una derecha tradicional que yatocó techo, como se reveló en anteriores comicios presidenciales. Hay mucho que aprender de los buenos años dela Concertación, de su mística y convocatoria.Por tanto, hay que mantener la esencia del planteamiento programático expuesto por el presidente electo. Ello implica tanto institucionalizar la Coalición por el Cambio,como abrir espacios para Chile Primero, el Movimiento Magallánico del senador Carlos Bianchi, el Movimiento Humanista Cristiano que lidera Roberto Mayorga, Norte Grandeque sustenta el suscrito, el Partido Regionalista de los Independientes y otras fuerzas que decidan sumarse para consolidar la nueva mayoría. Perseverar en la vocación de un Gobierno de Unidad Nacional permitirá construir escenarios deconsensos y acuerdos, tanto políticos como de administración en el Parlamento.Sebastián Piñera busca dar participación a nuevos profesionales innovadores, competentes y de una alta calificación.nueva revista· 12761carlos cantero ojedaTodos ellos tienen que encarnar las diversas tendencias políticas, para implementar una agenda políticosocial llena dereformas. Su hoja de ruta debe tener un guión: abordar lasnecesidades de la dinámica ciudadanía chilena, que se adenXXI. La vocación de la Coalición portra con ilusión en el sigloel Cambio es recuperar para la política el prestigio perdido,realizar un trabajo de alta calidad y de probidad a toda prueba, ofrecer una democracia moderna, tanto en rostros queinyecten ideas y reflejen a la ciudadanía como en la constante búsqueda de innovación, donde se congregue un proyectode país con ambición de futuro.El primer semestre de gobierno será clave para cristalizar la imagen de cambio. Por ello, resulta imprescindibleconstituir equipos competentes, con exigentes criterios deselección, más allá de las adhesiones políticas, interesespartidistas o proyectos personales. En diciembre próximose debe hacer una evaluación de resultados. Habrá quemantener a los que cumplen y eliminar a los que no satisfacen el ritmo que Chile y la sociedad chilena en su conjunto nos reclaman.Nuestro país tiene grandes tareas pendientes que searrastran desde años: a) romper las graves desigualdadessociales que originan la pobreza; b) mejorar la distribucióny elevar el ingreso per cápita; c) promover la equidad social; d) trabajar incansablemente en el incremento de laproductividad; e) impulsar un desarrollo sostenible; f) elevar el nivel de la salud; g) proteger el medio ambiente; h)brindar una educación de calidad y modernizar el Estado;i) mejorar la seguridad ciudadana... Algunos objetivos tienen que lograrse a corto plazo, otros demandan una mayornueva revista· 12762coalición por el cambioamplitud temporal. Por este motivo, la necesidad de priorizar adecuadamente se convierte en una exigencia de primer orden. No se trata sólo de jugar con los tiempos, sinode tener una jerarquía muy clara de los objetivos.Para hacer realidad lo que hasta ahora ha sido un proyecto, Chile eligió a uno de sus mejores talentos: Sebastián Piñera. Debemos integrarnos liberales, conservadores,sectores de la democracia cristiana, los independientes,humanistas cristianos, laicos progresistas y regionalistas,conformando un gran conglomerado, en el que, sin perdernuestras singularidades, nuestro horizonte sea el crecimiento y el desarrollo: un cambio real para Chile. nueva revista· 12763