Nueva Revista 062 > La luz de más imágenes

La luz de más imágenes

Rafael García Mahíques

Sobre la exposición "La luz de las imágenes" que propone un recorrido histórico y temático por una imaginería de temas cristianos.

File: La luz de mas imágenes.pdf

Referencia

Rafael García Mahíques, “La luz de más imágenes,” accessed September 26, 2022, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/1331.

Dublin Core

Title

La luz de más imágenes

Subject

Artes

Description

Sobre la exposición "La luz de las imágenes" que propone un recorrido histórico y temático por una imaginería de temas cristianos.

Creator

Rafael García Mahíques

Source

Nueva Revista 062 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

La luz de las imágenes RAFAEL GARCÍA MAHÍQUES La exposición La luz de las imágenes, organizada por la Generalitat y el Arzobispado de Valencia, propone un recorrido histórico y temático por una rica imaginería de temas cristianos, que ha servido al pueblo valenciano como medio de inculturización en el mundo mediterráneo y cauce de expresión de sus ideales espirituales y sociales. EL SENTIDO DE UNA CULTURA L CRISTIANISMO adoptó la imagen como recurso para favorecer Ela contemplación de las cosas sobreLa exposición La Luz de las Imágenes, naturales allá por el siglo III. Fue una promovida conjuntamente por la apuesta fundamental, ya que abandoGeneralitat Valenciana y el Arzobisnando el aniconismo de su original pado, con la colaboración de otros formación judaica, le sirvió para arraiorganismos públicos y privados, se garse culturalmente en Occidente. A propone dar testimonio visual de partir de entonces la función de la cómo todo este concepto que acabaimagen en su papel propagador de la mos de señalar ha tenido su particufe ha pasado a ser consustancial al lar desarrollo histórico en la diócesis contenido mismo del mensaje evande Valencia, o en otras palabras, de gélico. Desde las imágenes dispuestas cómo el cristianismo, el mensaje en un códice como «iluminaciones», del evangelio, se ha traducido culhasta los murales y retablos de un turalmente. Esta es la filosofía del templo, las imágenes escultóricas de programa expositivo y éste es el nuestro barroco, o el pequeño relieve único sentido en que la muestra contenido en un portapaz o en una debe ser entendida. Es importante custodia, han sido —con indepensubrayar esto, pues resulta del todo dencia de que continúen siéndolo— impropio tratar de descubrir en ella expresiones de sentimientos espiriun argumento teológico, o incluso tuales, medios para estimular la vida un catecismo en imágenes, como religiosa del cristiano y medios tamdesde determinadas instancias del bién de propagación de la fe. clero valenciano parece que se ha • LA IGLESIA VALENCIANA EN EL MARCO pretendido. El objeto de la exposiDEL HUMANISMO RENACENTISTA ción La luz de las Imágenes no debe ser • CONTRARREFORMA Y BARROCO confundido con el que tenía un reta• ENTRE EL BARROCO Y LA ILUSTRACIÓN blo medieval en el cual se disponían • LAS LUCES DE LA IGLESIA ILUSTRADA artísticamente los misterios de la fe • LA APORTACIÓN para «iluminar a los fieles». Se trata DE LAS ÓRDENES RELIGIOSAS de algo muy diferente: mostrar una • LA EUCARISTÍA selección de manifestaciones indica• MARÍA Y LA IGLESIA DE VALENCIA: doras de cómo la imagen ha sido disLA MARE DE Déu puesta como artefacto cultural de la • Los SANTOS VALENCIANOS cristiandad valenciana a lo largo de la historia. Otros aspectos, como la iluminación e inteligencia de determiLOS ORIGENES nados aspectos de la historia del arte, La arqueología certifica la existencia de la historia eclesiástica valentina, o del cristianismo en el País Valenciaincluso la misma iluminación del no durante el siglo IV. En la misma mensaje evangélico como tal, Valencia está probado por medio de hechos que también han sido contres piezas aquí presentes: el bol de templados en la organización de la vidrio de la Traditio Legis encontrado exposición, sólo deben entenderse en la Almoina, un fragmento de sarcomo subordinados a esta filosofía cófago hallado también en la Almoibásica que hemos enunciado. na y el conocido Sarcófago de la Pasión De acuerdo con estos fines, la y Resurrección que, con escaso fundamuestra se dispone en diez áreas, mento, algunos eruditos del siglo XIX combinando períodos históricos y lo identificaron como el sarcófago de temáticas específicas, las cuales han san Vicente Mártir. Por otro lado, las sido coordinadas por diferentes espefuentes relativas a la pasión ocurrida cialistas de Historia del Arte valenen Valencia de este célebre mártir de ciano. El comisariado general ha la Iglesia universal, parecen testimocorrido a cargo de Fernando Benito niar un incipiente cristianismo a Doménech, Catedrático de historia comienzos ya de este siglo. El diácodel arte de la Universität de Valencia no Vicente, junto con el obispo y director del Museo de Bellas Artes. Valero de Zaragoza, ciudad que ya Estas son las áreas expositivas: disponía de una comunidad cristiana • EL PRIMITIVO CRISTIANISMO VALENCIANO: consolidada, fueron apresados y LA EVIDENCIA ARQUEOLÓGICA llevados a Valencia, para ser juzgados • LA IGLESIA LOCAL Y EL OBISPO y condenados al destierro. Esto tuvo dro VI. Todas estas circunstancias se lugar hacia el 304 ó 305. La muestra combinan para convertir a Valencia ofrece asimismo otras piezas arqueoen la ciudad más cosmopolita de la lógicas que dan testimonio de la prepenínsula, que se convierte en la sencia cristiana en otros centros puerta por donde se introducen, produrante este siglo. yectándose también hacia el interior, las primeras influencias del RenaciLa presencia del cristianismo en miento italiano. el País Valenciano, tras el paréntesis de la dominación árabe, se nos maniDos piezas importantes de Gonçal fiesta en escogidas piezas pertenePeris, aunque repartidas entre dos cientes ya al siglo XIV. Entre otras, áreas diferentes de la exposición: la deben ser destacados el icono de la Verónicade la Anunciación y la tabla de Virgen de Gracia, de la iglesia de San San Clemente y Santa Marta, represenAgustín, la tabla gótica de la Virgen tan el impacto del flamenquismo en de la Humildad del Museo de la Catela primera mitad del siglo XV. Asimisdral, o una pequeña y poco conocida mo, del primer tercio del siglo XV, una piedad alabastrina conservada en el de las más atrayentes piezas de la Monasterio de la Trinidad. muestra es el Retablo de Nuestra Señora de Gracia de Antoni Peris. Las influencias flamencas habían sido ya EL RENACIMIENTO implantadas en una primera fase con Y EL ESPLENDOR Marçal de Sax, y se asiste a una segunDEL ARTE VALENCIANO da mediante la influencia de artistas como Lluís Alimbrot, pintor que Pero es ya en el siglo XV cuando puede viene de Brujas, y Lluís Dalmau, un hablarse un arte valenciano propiapintor valenciano que, enviado a mente dicho, vinculado a la presenFlandes por Alfonso V «El Magnánicia de la Iglesia en el Reino de Valenmo» en misión diplomática, conoce cia. El siglo XV es así mismo el «Siglo personalmente a Van Eyck. La pintude Oro» valenciano, manifestado en ra hispanoflamenca de Jacomart, prelas artes, las letras y la prosperidad sente aquí entre otras piezas en el San económica. Es el siglo del Cant EspiMiguel del Museo de Segorbe, proceritual de Ausiás March, del Tírant lo dente posiblemente de la Cartuja de Blanc de Martorell, de san Vicente Valí de Crist, o de J. Reixac, con la Ferrer, así como también de las contabla de San Vicente Ferrer, procedenquistas italianas del rey Alfonso el te de su capilla en la Catedral de Magnánimo y de los pontificados de Valencia, encarnan ese siglo XV los papas Borja: Calixto 111 y Alejancentral en donde la influencia flase muestra su San Miguel pesando las menca es intensa. almas. En 1472, el cardenal Roderic de En 1506, abriendo un nuevo Borja, el futuro Alejandro VI, trae de capítulo, llegan Yáftez y Llanos, los Italia a Paolo di Santo Leocadio y a «Hernandos», pintores manchegos Francesco Pagano para decorar con que estuvieron en Italia seguramente frescos la bóveda de la capilla mayor en el contexto de ese trasiego de conde la Catedral de Valencia. Perdidos tactos que entre ambas orillas se proya éstos en las reformas barrocas, el dujo en tiempo de los Borja. En Flomal conservado fresco sobre la Adorencia podrían haber coincidido en ración de los pastores, recuperado del un aprendizaje en torno a Filippino aula capitular, constituye hoy el Lippi, y uno de ellos, probablemente mejor testimonio de esta presencia Llanos, fue aquel Ferrando Spagnuolo del Quattrocento en la catedral. No que en 1505 trabajó con Leonardo en son éstos los mejores pintores italiael fresco de la Batalla de Anghiari, nos del momento, y desde luego los alguno de cuyos ecos estilísticos se Borja podían en aquel momento perciben en las tablas de las soberbias haber invitado a Valencia al mismo puertas de la Catedral de Valencia, Leonardo, pero debe entenderse que restauradas hace poco. Yáñez debió estos mecenas no eran italianos, y se disfrutar también de una estancia en comprende que no entendieran ni Roma, y tal vez conociera las pinturas valoraran los cambios de mentalidad de Botticelli y los otros artistas que artística que se iban produciendo pintan en la Capilla Sixtina. Lo más contemporáneamente en suelo itadestacado del estilo de ambos reside liano. Paolo di Santo Leocadio se en los ecos leonardescos de sus tipos, estableció en Valencia, y más tarde que de forma casi tópica los cualifica, en Gandía, y aún su hijo Felipe Pablo y que en Valencia significó una espetrabajará en tierras valencianas cie de puesta al día de acuerdo con lo durante la generación siguiente. El que se hacía en Italia. nuevo estilo traído de Italia, presenSe muestran también recién reste en esta exposición en la excepciotauradas las tablas del Ciclo de san nal tabla de la Virgen de Gracia Andrés, de Juan de Borgoña, artista de Enguera, es testimonio del nuenórdico muy impregnado de italiavo gusto, que impactactará sobre nismo, el cual aún está más acentuapintores hispanoflamencos como do en el Mestre de Sant Narcís, de Roderic dOsona, transformando quien se exponen las tres tablas con completamente su pintura. De éste escenas de la vida del santo. Tras esto, vendrá el capítulo mejor conopaso aquí con plenitud la estética cido de Vicent Macip y Joan de Joacontrarreformista de la imagen, la nes, en quienes cristaliza el propio cual ha de servir como apoyo para la Renacimiento valenciano de los dos elevación espiritual y contemplaprimeros tercios del siglo XVI. ción de los misterios de la fe. San Juan de Ribera logró al final de su largo pontificado de 42 años cambiar CONTRARREFORMA Y BARROCO radicalmente la diócesis, en especial la ciudad, pues pasó ésta a ser, de una Cuando el Patriarca Ribera llega a ciudad de vida licenciosa, otra en Valencia en 1569, con sus más de donde proliferaron los conventos. 12.000 habitantes, la ciudad es una de las más pobladas de la Península. Artísticamente es un período Han pasado ya los áureos momentos muy fecundo. Joan de Sarinyena es de la Corona de Aragón como un destacado retratista protegido del potencia europea, pero Valencia prelado, y a quien se debe el preciso conserva aún de algún modo el retrato «oficial» del Patriarca, así esplendor de su glorioso siglo XV. El como el de otros personajes de su Patriarca entra en Valencia dispuesentorno: el de la mística franciscana to a llevar a cabo profundos cambios, Sor Margarita Agullona, o del carmeliy encarna el espíritu mismo de la ta Francisco del Niño Jesús, retratado Contrarreforma. El plan simbólico bendiciendo a un joven en Sacra conde la capilla de su esmerada fundaversatione con la Virgen y el Niño. ción, el Colegio de Corpus Christi, es En la primera década ya del siglo claro: su planta de cruz latina XVII irrumpe Francesc Ribalta en el —absolutamente inusual en la tradiescenario valenciano. Conoce al ción valenciana en aquel momenarzobispo Ribera, y éste le encarga el to— es una referencia al Cuerpo cuadro de altar para la capilla de san Místico de Cfisto, e incluso el proVicente Ferrer en el Patriarca. La grama iconográfico de la decoración exposición muestra por primera vez de los muros de la iglesia, encargada en Valencia el dibujo preparatorio del al italiano Matarana, está pleno de lienzo. Su iconografía es precisa, y trasignificación: su núcleo es el misteduce directamente la experiencia del rio de la Redención del hombre, en santo, relatada por el propio san virtud de la entrega de Cristo con su Vicente, de su curación milagrosa por Encarnación y su Muerte, y la actuaCristo en Aviñón. Ribalta sabe tradulización de este misterio a través del cir magistralmente en imágenes un Sacramento de la Eucaristía. Se abre encargo muy preciso del Patriarca, en un estilo que es aún grandilocuente y Dos obras monumentales de de colorido vivo. Pero éste no es aún Jerónimo Jacinto de Espinosa caracel Ribalta de años posteriores. terizan el barroco valenciano pleno: la Vrsión de san Ignacio y la Ultima La expulsión de los moriscos, comunión de la Magdalena, obras fenómeno del que no fue ajeno el magistrales correspondientes a dos propio arzobispo, afectó de muchos épocas distantes de su trayectoria modos la vida valenciana. En la artística. La primera fue en su día la exposición, está presente con el imagen que presidió el altar dedicaEmbarque en el Grao, lienzo de Pere do a san Ignacio, cuando en 1631 fue Oromig, que da testimonio visual y terminado el crucero de la iglesia de descriptivo del dramatismo del aconla Compañía. Como novedad, se tecimiento. Vivimos unos momentos presenta una obra inédita de Gaspar en que la típica extraversión valende La Huerta: el Milagro del Niño de ciana se derrama ahora en fervores Morella. Es éste un pintor muy reprereligiosos, tales como la veneración sentativo de la mal conocida segundel polémico padre Simó, muerto da mitad del siglo XVII valenciano. poco después que el Patriarca (1611) en olor de santidad. En tal ambiente, el estilo de Ribalta se vuelve más ESCULTURA POLICROMADA contenido, más místico, más hondo y menos aparatoso. En la definición de Durante el siglo XVIII, artísticamental estilo fue fundamental, como se te se producen progresivas novedaha demostrado recientemente, la des que guardan relación con una influencia de unas obras del italiano apertura hacia lo europeo. Se crea Sebastiano del Piombo, que permatambién la Academia de san Carlos. necían en el palacio de los Vich desde Un aspecto esencial radica en el que las trajera el que fuera embajador triunfo de la escultura policromada, de Fernando Católico en Roma, don nada tradicional en épocas anterioJerónimo Vich. Estas habían ya res, ya que se prefería la pintura para impactado en personalidades como mover la devoción. La Virgen del Vicent Macip, transformando su estiSufragio de Leonardo Julio Capuz es lo. Presente en la exposición, está la una bella muestra de esta escultura Lamentación ante Cristo muerto, copia en el primer tercio de siglo. Ignacio que hace Ribalta de la tabla central Vergara está también presente con del Tríptico de la Redención del pintor un San José, san Andrés y santa Rosa italiano, tabla que hoy conserva el de Lima, así como José Esteve Bonet Ermitage de San Petersburgo. mediante su San Vicente Mártir. La podrá gozarse del hermoso lienzo de pintura está bien representada en la Virgen de la Misericordia de Vicente todo ese gran arco que pasa por José López, procedente de la Casa de Vergara, de quien se muestra una Misericordia de Valencia. excelente Lamentación ante Cristo muerto, Evaristo Muñoz, José Camarón, Mariano Salvador Maella con UNA BUENA OPORTUNIDAD su impresionante lienzo de las Exequias del beato Gaspar Bono y VicenEste podría ser, en apretada síntesis, te López con una bella Adoración de el eje historiográfico que puede ayulos pastores. Finalmente, uno de los dar a comprender una parte esencial aspectos más interesantes del área es de la exposición. Ya ha sido señalado el conjunto de proyectos academique existen áreas temáticas, como la cistas para la remodelación de temEucaristía, la Virgen, los santos, las plos, como los de la renovación de la órdenes religiosas, o la Iglesia local, catedral de Antonio Gilabert. que centran sus temas respectivos con sentido histórico, pero en función de su propia lógica. En general, GOYA Y MAELLA puede calificarse ésta de una exposición muy coherente de acuerdo con El regalismo episcopalista del periolos fines que se ha propuesto. Desde do ilustrado fue llevado a cabo en luego, no se ha de ver como un comValencia por los arzobispos Andrés pendio del arte valenciano, porque Mayoral, presente en un retrato de no cabe sinterizar la riqueza de éste autor anónimo, y Francisco Fabián y en una exposición, por muy granFuero, retratado por Juan Bautista diosa que se conciba. El visitante Súñer. Destacan personalidades podrá disfrutar, eso sí, de unas mueseclesiásticas ilustradas de la talla de tras del riquísimo patrimonio artístiFrancisco Pérez Báyer, también en co valenciano, muchas de ellas disretrato de autor anónimo. Es ésta una persas o poco conocidas, como es el ocasión también para visitar la capicaso de piezas de orfebrería, o algulla catedralicia de San Francisco de nos códices de la riquísima colecBoija, donde pueden ser contemplación del Archivo de la Catedral, y dos los dos monumentales lienzos de en todo caso, de una selección de Goya sobre el santo: Despidiéndose de obras pertenecientes a un patrimosu familia y el Exorcismo del moribundo nio artístico que, en general, ha sido impenitente, que eclipsan el cuadro de muy maltratado por los diferentes altar de la Conversión de san Francisco avatares históricos. de Borja, obra de Maella. Asimismo,