Nueva Revista 031 > Cinco santuarios de la música sinfónica

Cinco santuarios de la música sinfónica

María José Fontán

Reseña musical de las grandes salas de conciertos del mundo y las obras que se están produciendo en este momento.

File: Cinco santuarios de la musica sinfonica.pdf

Referencia

María José Fontán, “Cinco santuarios de la música sinfónica,” accessed May 24, 2024, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/575.

Dublin Core

Title

Cinco santuarios de la música sinfónica

Subject

Discos

Description

Reseña musical de las grandes salas de conciertos del mundo y las obras que se están produciendo en este momento.

Creator

María José Fontán

Source

Nueva Revista 031 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

GRANDES SALAS DE CONCIERTO DEL MUNDO 1 MUSIKVEREIN. Viena: Autores: Bruckner, Verdi, MousCINCO sorgsky y RimskyKorsakov SANTUARIOS Orquesta Filarmônica de Viena. Directores: Bernard Haitink, GiuDE LA MUSICA seppe Sinopoli y André Previn. PHILIPS CD 4380002. DDD. SINFONICA 2CONCERTGEBOUW. AmsterPor María José Fontán dam: Autores: R. Strauss, Smetana, Beethoven, SaintSäens, Schumann y Mahler. Real Orquesta Concertgebouw de Amsterdam. Directores: Bernard Haitink, Antal Dorati y Neeme Järvi. PHILIPS CD 4380012. DDD. 3 SYMPHONY HALL, Boston: Autores: Copland, Mahler, Ravel, Debussy, Bernstein y Gray. Orquesta Sinfónica de Boston. Orquesta Boston Pops. n esta nueva colección de Directores: Seiji Ozawa, Sir Colin Philips se destaca la imporDavis, Bernard Haitink y tancia de las Grandes Salas EJohn Williams. de Concierto del mundo en la proPHILIPS CD 4380022. DDD. ducción del hecho musical. No só4 PHILARMONIE, Berlin: lo poseen un valor arquitectónico Autores: Mahler, Shostakovitch, intrínseco, sino también sentimenR. Strauss. Hoist y Orff. tal al convertirse en el símbolo del Orquesta Filarmónica de Berlín. devenir musical de una ciudad y Directores: Riccardo Muti, Seiji Ozawa, Bernard Haitink, punto de encuentro de creadores e Sir Colin Davis Smyon Bychkov. intérpretes a lo largo de su histoPHILIPS CD 4380032. DDD. ria. 5 GEWANDHAUS, Leipzig: Autores: Prokofiev, Liszt, R. Algunos de ellos sufrieron los Strauss, Dvorak, Grieg y Beethobombardeos de la Segunda Guerra ven. Orquesta Gewandhaus de Leipzig. Mundial y fueron destruidos totalDirector: Kurt Masur. mente, como la Gewandhaus de PHILIPS CD 4380042. DDD. Leipzig o la Philarmonie de Berlín. Sin embargo los auditorios de cunstancias propician la construcción de edificios dedicados a la nueva planta que se construyeron música sinfónica con exclusivien su lugar son hoy los depositadad. Los auditorios que se crean rios de esa larga tradición de las en las postrimerías del siglo XIX orquestas que cobijan y de la vida han de satisfacer diversas demanmusical de sus ciudades. das: amplio aforo para un público cada vez más numeroso, la mejor Las cinco salas elegidas Muacústica para una óptima audición, sikverein de Viena, Symphony un espacio capaz para las grandes Hall de Boston, Philarmonie de magnitudes y sonoridades de las Berlín, Gewandhaus de Leipzig y orquestas postrománticas y una Concertgebouw de Amsterdamsede fija que asegure temporadas son en efecto grandes salas de regulares de conciertos. concierto y centros musicales de primera magnitud. Constituyen la sede de orquestas muy importanDe todos ellos el edificio más tes y por ellas pasan y han pasado antiguo conservado es la magníficomo titulares y como invitados ca sala del Musikverein vienés. los directores e intérpretes más El emperador Francisco José I, en importantes del momento. 1857, emprendió la expansión urbanística de la ciudad tras la demolición de la muralla que la roLas salas de conciertos deaba, construyendo el célebre Ring, un espléndido bulevar lleno Las salas de conciertos para un de jardines y parques, entorno al público amplio surgen con la pércual se edificaron los monumentos dida del monopolio de la música que siguen dando hoy un esplenpor parte de las clases poderosas. dor imperial a la ciudad. El hecho musical se democratiza y sale de los palacios y las iglesias Theophil Hansen fue el encarpara dirigirse al sector social de la gado del proyecto, que llevó a caburguesía que lo respalda, lo fibo entre 1867 y 69, y sirvió como nancia y disfruta de él. Al mismo sede de la Sociedad de Amigos de tiempo los músicos se profesionala Música que existía desde 1812, lizan y son contratados libremente y con la que habían mantenido o forman sus grupos y orquestas contacto músicos afincados en con plena libertad. Y es a lo largo Viena como Beethoven o Schudel siglo XIX cuando estas cirbert. Para este edificio Hansen eligió el estilo helénico aunque no lo La historia de esta orquesta essiguió de modo muy estricto. Destá indisolublemente unida a su sataca su magnífica decoración intela de conciertos. Allí durante cinrior que se nos muestra a través de cuenta años (18951945) trabajó la difusión universal de los conincansablemente Willem Mengelciertos de Año Nuevo que han alberg hasta conseguir que la orcanzado gran popularidad. La Orquesta ocupara un puesto relevanquesta Filarmónica de Viena que te entre las mejores de Europa. ya existía en 1842, se asentó en el Empeño éste con el que Bernard edificio y con esa excelente acúsHaitink más recientemente la ha tica actúa con regularidad compadirigido con numerosas giras y ginando los conciertos con su actigrabaciones. vidad en el Teatro de la Opera. El Concertgebouw de Amsterdam surgió por iniciativa y susAuténticos símbolos cripción popular, contribuyendo el ayuntamiento a la construcción fiComenzando el nuevo siglo nal del edificio. El lugar para su abrió sus puertas el Symphony emplazamiento fue elegido cuidaHall de Boston para servir de sede dosamente junto al Rijksmuseum a la orquesta sinfónica de la ciuque estaba entonces en construcdad creada en 1881. Entre los más ción y el estilo, que podría llamargrandes auditorios estadounidense Renacimiento holandés conjuses es el más antiguo, y fue consgaba con otros inmuebles de la truido en un estilo neoclásico muy época. cercano a algunos edificios monumentales europeos de la época. Fue inaugurado en abril de 1888 con la Novena Sinfonía de La actual sala de la GewanBeethoven, obra muy adecuada dhaus de Leipzig es totalmente para este tipo de eventos, pero con moderna pues fue inaugurada en una orquesta constituída even1981. Una fuente con un enorme tualmente para la ocasión, ya que obelisco preside la fachada princila Real Orquesta Concertgebouw pal, detalle arquitectónico muy sería fundada siete meses después frecuente en las construcciones tomando su nombre de este audimonumentales de los sistemas potorio que la ha albergado hasta líticos totalitarios. Hoy, tras la caínuestros días. da del muro de Berlín y la unificación alemana, este símbolo en pietigua sala databa de 1882, la misdra sobrevive al régimen que lo ma fecha en que comenzó su aiiconstruyó y permanece integrado dadura la legendaria Orquesta Fien la ciudad como parte de su hislarmónica. Una larga lista de imtoria. portantes directores, desde Hans von Bülow (188793), entre los que ostentaron la titularidad, hasta Wilhelm Furtwàngler (192245 y Modelo arquitectónico 194854) hicieron de ella un instrumento de una cohesión y caliSu larga tradición muy ligada dad dificilmente igualables. El ima la obra de J.S. Bach cuando era perio de Herbert von Karajan con organista de la Iglesia de Santo la Filarmónica de Berlín ha sido Tomás, pero también a nombres de una enorme resonancia, gracias como Mendelssohn, Brahms o al impulso de las numerosas graSchumann que compusieron y esbaciones discográficas y audiovitrenaron allí muchas de sus obras. suales que realizaron juntos. La La primera sala que dió nombre a gran compenetración lograda a lo la orquesta, databa de 1781 y estalargo de 34 años (195589) entre ba ubicada en los altos de un alKarajan y la orquesta, hizo muy macén textil. Un siglo más tarde y difícil su sucesión, que finalmente coincidiendo con la tendencia gerecayó en Gaudio Abbado. neral a levantar grandes auditorios, fue erigida la Gewandhaus. Aquel edificio que iba a servir coCuando se edificó la actual mo modelo arquitectónico para los Philarmonie de Berlín fue decisiholandeses cuando proyectaban el vo contar con la opinión de KaraConcertgebouw, no quedó en pie jan, y especialmente en lo referentras los bombardeos a la ciudad en te a la acústica y a la visibilidad 1944. La orquesta ha mantenido que rozan la perfección. su excelente actividad y con Kurt Masur como director, ha logrado La larga historia de la orquessituarse en el primer plano de la ta, su extraordinaria calidad y la escena internacional gracias a una leyenda que han ido dejando los actividad incesante de giras y gragrandes directores e intérpretes, baciones discográficas. hacen de esta sala el santuario de la música sinfónica por excelenLa Philarmonie de Berlín es cia, y punto de cita obligada al también un edificio nuevo. La anmenos una vez en la vida. Los discos de esta colección presentan un pequeñísimo panorama de lo que estas grandes salas de concierto significan. Es difícil resumir tanta historia y tantas hoEXAMEN ras de música en tan sólo cinco sencillos compactos. Criterios DEL SIGLO fundamentalmente comerciales Por José Luis GonzálezQuirós habrán impuesto esta reducción. Cada una de estas cinco grandes salas de concierto merece un Título: El siglo XX y otras calamidades libro, aunque también sonoro si Autor: Marqués de Tamarón ésto fuera posible, por la historia Editorial: Libros fin de siglo, musical que representan. ImporJerez de la Frontera 1993 137 páginas, 1.300 pesetas tantes estrenos, algunos polémicos, jalonarían sus páginas, así como los grandes creadores, algunos ya míticos, que trabajaron intensa o asiduamente en ellas, y fundamentalmente las orquestas que no habrían llegado a ser lo que son de haberlas faltado una sede permaor si no estuviera claro, innente adecuada. • cluso para los más recalcitrantes progresistas, que esPte final de siglo está siendo bastante chapucero y que los apologetas, especie proclive a la superpoblación, están más bien atónitos, el Marqués de Tamarón ha redactado un memorándum de desdichas que pone el corazón en un puño. Su lectura es un placer, y no es masoquismo. Un buen número de autores se ven en la necesidad de justificar la publicación de libros que no son