Nueva Revista 025 > Un gran Mahler

Un gran Mahler

Ernesto García- Manso Duperier

Acerca de la Sinfonía interpretada por la Orquesta Filarmónica Checa y el Coro Filarmónico de Praga.

File: Un gran Mahler.pdf

Referencia

Ernesto García- Manso Duperier, “Un gran Mahler,” accessed July 25, 2024, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2381.

Dublin Core

Title

Un gran Mahler

Subject

Artes y Letras

Description

Acerca de la Sinfonía interpretada por la Orquesta Filarmónica Checa y el Coro Filarmónico de Praga.

Creator

Ernesto García- Manso Duperier

Source

Nueva Revista 025 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

UN GRAN MAHLER Por Ernesto García Manso Duperier del teatro no podrá basarse en la financiación pública sino en el En el final de temporada, cambio de mentalidad del público. quedan definidos Para eso debería servir mejor una inequívocamente los televisión oficial que un Ministeposibles rumbos que habrá rio de Cultura. Las cosas se piencomentado en los últimos decesan al revés, y así nos va. Que la de seguir el teatro para nios, Mucho se ha hablado y se MUSICA J televisión tiene fuerza, si está bien ganarse ese favor del habla, de su complejísima persoorientada, para remover los gustos nalidad, sus cambios de humor, reconocimiento popular de la audiencia y enderezar sus Autor: Gustav Mahler (1860en los que pasaba instantáneasentimientos, lo muestra el éxito 1911). mente de la alegría a la más prode los festivales populares de ópefunda tristeza, de la serenidad a la Título: Sinfonía ns 2 en Do Mera, que podrán ser musicales pero cólera; un humor que derivaba en no son de ópera. Eso que no sirve nor Resurrección. ocasiones en cruel sarcasmo. para llevar la ópera a! gran público Intérpretes; Orquesta FilarmóEsto, y naturalmente mucho más, sino para adulterar el sentido cláes lo que Gustav llevó a su músinica Checa. Coro Filarmónico de sico de la ópera, sí podría aplicarca, especialmente a sus sinfonías. Praga. se al teatro. El escenario no deja A veces nos hallamos deleitosade ser teatral con esa facilidad con Solistas: Roberta Alexander, mente abandonados a melodías que la ópera deja de serlo cuando escénico y literario que se sintetiza soprano, y Janice Taylor, contralde la más alta inspiración, pero de se la desgaja de su ambiente proen la representación teatral. La repente surgen estridencias groto pio. base común se encuentra en la tescas, que afortunadamente atención que se dedique al fomenDirector: Vaclav Neumann. duran poco, y pronto volvemos a to de la cultura humanística en el En el final de temporada, quesumimos en la verdad y maravilla Auditorio Nacional de Música bachillerato. El desdén por las dan definidos inequivocamente los de la música de uno de los grande Madrid. letras y la inclinación, más bien posibles rumbos que habrá de des sinfonistas de la historia. torpe, insensata y hortera, a la seguir el teatro para ganarse ese ENTRO del Ciclo dedicaespecialización del conocimiento favor de! reconocimiento popular. Por lo que acabamos de esbodo a la música de Gustav en la primera formación está en la Ni el ensayismo barato ni el expezar, puede deducirse que el sinfoDMahler, que durante base de ese gusto popular descarimentalismo extravagante, ni la nismo del genio adolece de una varios meses, se desarrolla en rriado que se nutre más de la masiprovocación ideológica podrán cierta falta de unidad, pero es preMadrid, hemos tenido la oportuficación gregaria que de la selecconseguir otra cosa que el desintecisamente su segunda sinfonía la nidad y suerte de escuchar su Sinción exigente y que genera, como rés de las mayorías y el desencanque ofrece una mayor unidad fonía nu 2 en do menor, denomitodo antídoto, el marginalismo to de las minorías. El camino está temática, y quizá una mayor nada «Resurrección». Dicha Sinestético o el experimentalismo por otro lado. La recuperación del homogeneidad. fonía fue interpretada por la provocador. sentido clásico y la aceptación del Orquesta Filarmónica Checa, entretenimiento como un valor asistida en la parte coral por el inherente a lo literario y a lo cultuCoro Filarmónico de Praga y las Cumbre del Scherzo ral. De hecho, el teatro que triunfa soprano y contralto Roberta AleCambio de mentalidad en las salas de cualquier ciudad xander y Janice Taylor, todos grande o pequeña responde a esos Alma nos cuenta que Gustav bajo la dirección de Vaclav Neucriterios. Y en Barcelona y trabajaba febrilmente, angustiado Mientras no se cambie esa mann, que en el año 1977 fue Madrid, que son los dos grandes por la sensación de que le faltaría orientación en la enseñanza elenombrado artista nacional de nutrientes de la difusión teatral en el tiempo para realizar la obra que mental, y no precisamente en la Checoslovaquia. España, las cosas no son diferenel destino le había señalado, ya privada, y no se preste más atenSobre la persona y la música tes. Benavente y Alonso Millán, que se mantenía de continuo obseción a la formación humanística, de Mahler, puede que sea el artisGala y Mihura, ValleInclán y sionado por la idea de la muerte, los programas de atención al teatro ta del que más se haya escrito y Buero Vallejo, Lope de Vega y Jaide tal manera que su mujer llegó a financiados por Ministerios o instimotejarle de masoquista. Esto me de Amiiñán. No hay por qué tuciones públicas no tendrán mejor último me parece una banalidad a respuesta del público que la actual asustarse por la combinación de cargo de Alma. Lo que sí es eviindiferencia generalizada, ni más los nombres. Cuando están bien dente, y se advierte en toda su influencia en los aficionados que presentados, bien presentados y obra, es una profunda preocupala obsesiva preocupación por su bien tratados el éxito se asegura. ción por el más allá y el sentido de futuro. Los organizadores de festivales y la vida, que claramente se percilos días mundiales de teatro debeEl problema es que los propios ben en muchos momentos de la rían servir, entre otras cosas, para sujetos pacientes de esta situación, segunda sinfonía, donde al pasar encauzar esa desorientada afición el público que vive el teatro o que de la más apasionada exaltación que se empeña, en parte, en enconvive del teatro, los autores profedel espíritu a la más desolada tristrar el teatro donde no puede estar. sionales y actores activos de la farteza. Se ha dicho que el inicio de esta sinfonía es de una gran majesCARMEN tuosidad, muy en la línea de Beethoven. Después de un delicioso andante, sigue el Scherzo, Sabido Por Emilio Bonelli García Morente es que Mahler es un consumado maestro en cuanto al tratamiento del Scherzo se refiere. Pero éste de la segunda Sinfonía representa una cumbre no solamente en los A ópera «Carmen» siemPor otro lado el «Mito de Carbastantes disparates y desatinos del propio músico de Bohemia, en sus personajes y en la proyecpre ha tenido mucho éxito men» me ha parecido siempre sino en los de toda la historia de la ción de los mismos lo cual es más en todas partes y especialfalso y propio de un país como el Lmúsica. importante todavía, porque la mente en España desde su fracanuestro, eternamente dispuesto a gente es como es desde el princisado estreno inicial en París en fascinarse con lo extranjero y El arranque del coro es escalopio hasta el fin, no cambia tan 1875. Se ha considerado que es la especialmente con lo francés. friante, como si nos recorriera un absolutamente, plasmación operística del «Mito aleteo de ese algo, que tiene marde Carmen». Alguna enciclopeResulta anómalo que la pelea cada su hora, y que inevitablede una obrera de una fábrica de mente algún día ha de llegar. dia de la especialidad llega a Tópico y absurdo tabacos con otra sea resuelta sin Toda la sinfonía está llena de una dedicarle ¡ir capítulo especial más trámites por un oficial del gran carga emotiva, que se apodebajo el título «Una ópera perfecejército disponiendo la prisión de ra del oyente desde los primeros ta». El argumento de la ópera una de las contendientes. compases, y afortunadamente ya «Carmen» no sólo es topiquero Lamento disentir en ésto, no le deja durante la hora y media que eso, tal vez, sería lo de como en otras muchas cosas, de Cualquiera que haya entrado que dura su interpretación. menos; es que es absurdo y tiene alguna vez en un cuartel sabe que la mayoría. Para mí hay un par de a los sargentos no se les llama D. docenas de óperas mejores que De la orquesta y director, ya José o D. Juan, sino Sargento esta aunque he de confesar que hemos hablado en estas páginas Gómez o incluso Sargento de con ocasión de un concierto algunas con menos predicamento Guardia o Sargento de Cuartel. dedicado a Dvorak como lo que entre los aficionados. Teresa Berganza. en realidad son: una primerísima D. Manuel García Morente, orquesta del mundo, un grandísigran filósofo y musicólogo y ademo director. Entre ellos se da una más andaluz, siempre decía que es especial comunión afectiva, una impensable un tabernero sevillano particular compenetración, que llamado Lilas Pastia (a mí más hace que la música se produzca bien me suena a griego) que encien su prístina y total belleza. ma tiene el establecimiento «junto a las murallas de Sevilla». Él coro muy nutrido, magnífico, sobresaliendo el grupo de Para terminar con este pequeño tenores; de gran calidad las voces muestrario resulta disparatado que femeninas, así como los solistas; un torero entre de pronto en esa ¡a soprano con más volumen de taberna cantando a voz en cuello, voz con timbre más brillante, la sin que venga a cuento para nada. contralto. «Torero ten cuidado». Yo no consiLa versión, sin el menor énfago imaginarme a Manolete en su sis, podemos calificarla con toda época o a Espartaco en la actual justicia de *fuera de serie». El cometiendo semejante dislate. maestro, con tan extraordinarios ¿Qué pasa pues con la ópera elementos, la hizo en la línea más «CARMEN»?; pues, además del tradicional, sin divismos inoporpapanatismo hispánico antes mentunos, que Neumann nunca ha cionado, que la música de Bizet es querido, pero desentrañando el muy buena y sumamente original, sentido de cada nota, como debe adelantada a su época. La música ser, y así lo hacían los grandes salva muchas veces argumentos de Mahlerianos, Mengelber, Klemóperas que no se sostienen; un perer y sobre todo Bruno Walter... ejemplo puede ser Los Puritanos Una versión que uno quisiera de Bellini. El genio de este hombre guardar en los mejores rincones consigue convertir un bodrio prode la memoria, conservarla pio de mentecatos en una ópera mucho tiempo en el emocionado espléndida. recuerdo. • Recientemente se ha «puesto» CARMEN en Madrid, en el Teatro Ernesto GarcíaManso Duperier es de ía Zarzuela. Las comillas obeabogado. decen a que la puesta en escena del