Nueva Revista 022 > Fin del estado de derecho

Fin del estado de derecho

Alfredo Tímermans del Olmo

De cómo esto que llamamos Estado de Derecho es el producto complejo, y no siempre acabado, de varios siglos de reflexión en el campo de la filosofía política y la ciencia jurídica.

File: Fin del estado de derecho.pdf

Referencia

Alfredo Tímermans del Olmo, “Fin del estado de derecho,” accessed February 27, 2024, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2335.

Dublin Core

Title

Fin del estado de derecho

Subject

Para entender España

Description

De cómo esto que llamamos Estado de Derecho es el producto complejo, y no siempre acabado, de varios siglos de reflexión en el campo de la filosofía política y la ciencia jurídica.

Creator

Alfredo Tímermans del Olmo

Source

Nueva Revista 022 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

Por ejemplo, el propio Hitler es producto «democrático» de una sociedad. La vida y la propiedad se suelen considerar límites consustanciales a la democracia. Es discutible el FIN DEL ESTADO fundamento filosófico de estos límites, así como peligrosa su extensión más allá de lo razonable. El contomo que se dibuja alrededor de la DE DERECHO democracia no tiene sólo límites materiales, sino también formales. La teoría y la praxis Por Alfredo Tímermans del Olmo de raíz marxista desacreditaron durante los años 60 el adjetivo «formal». Se hablaba de «democracia formal» como de un apestado. Pero esta descalificación intencionada tenía un error; resulta evidente que la misma democracia en cuestión de forma. En el derecho de origen romano, el consenso democrático culmina en la teoría constitucional, cuya articulación mis perfeccionaO más triste de la situación actual da encontramos en Kelsen. El Derecho consiste en que la dinámica que provoca el Gobierno con sus iniContinental es un derecho exclusivamente ciativas termina siempre con disescrito. Las normas que ordenan la sociedad cusiones sobre el sexo de los Lson dictadas, por sus destinatarios a través de ángeles. El paradigma de lo que digo fue el representantes elegidos democráticamente, E debate de la Ley de Seguridad Ciudadana en con lo que se acaba con el «Rex est Lex». Son STO que llamamos el Pleno del Congreso de los Diputados celenormas abstractas y universales, finalizando Estado de Derecho es el brado el pasado mes de noviembre; el Gobiercon la arbitrariedad y los privilegios. Y adeno intenta convencer al país de que lo inconsmás se ordenan jerárquicamente. La Constituproducto complejo, y no titucional deja de serlo si se cambian las ción encarna los valores más permanentes, siempre acabado, do varios expresiones para definirlo. No creo que el cuya homologación se encomendaría al poder siglos de reflexión en el campo Estado de Derecho que se articuló mediante constituyente (en la terminología de Siéyes), de la filosofía política y la la Constitución del 78 esté en peligro; creo, para lo cual la elección de los representantes sencillamente, que se ha fracasado en el ciencia jurídica se realizará, de forma expresa, para establecer intento de implantarlo. o modificar leyes fundamentales. Se respetaEsto que llamamos Estado de Derecho es rán, en cualquier caso, determinados princiel producto complejo, y no siempre acabado pios preconstitucionales como garantía de los de varios siglos de reflexión en el campo de la ciudadanos, que son los que constituyen el filosofía política y la ciencia jurídica. Se ha Estado de Derecho. El principio de legalidad, llegado a un consenso prácticamente univerla garantía de la libertad, la justicia y el plurasal, habiendo sido derrotadas tanto las inslismo político son esenciales, pero todavía trucciones marxistas {más elaboradas), como nómica explota a! proletariado apropiándose más importante es la división de poderes. las fascistas. Su presupuesto lógico es el de la de su plusvalía. La Ciencia Económica elección democrática de los gobernantes. moderna nos ha explicado que la plusvalía Como se ha repetido tantas veces, la demoen términos marcianos no existe, y que la Los ataques al Estado de Derecho crática de los gobernantes. Como se ha repeevolución natural nos conduce a una sociedad tido tantas veces, la democracia no es un sisde técnicos, de clases medias. Históricamente Lo paradójico de la situación es que la contema teóricamente perfecto, pero ha la venganza del proletariado no tiene sentido. tribución del PSOE a la elaboración de la demostrado que es capaz de funcionar mejor El consenso universal sobre la democracia Constitución fue esencial para definir y mejoque cualquier otro. Además, ha tenido la virse extiende igualmente a la fórmula concreta rar técnicamente la articulación del Estado de tud de acabar con los mitos que, desde Plade organización. La democracia se articula a Derecho. El año 82 marcó la inflexión; su lletón. se han venido formulando de diversas través de los partidos políticos. Ello quiere gada al Gobierno les hizo ver que todo lo que decir, simplemente, que grupos de personas maneras: el gobierno de los mejores y el de antes contemplaban como garantía de los ciuque estén de acuerdo en su visión de la socieuna ciase. El primero parte de una conclusión dadanos frente al poder se convertía en limidad fundan organizaciones que pretendan falaz, que consiste en creer que un problema tación de los poderes del Estado. Y ello era atraer el voto de sus conciudadanos. político es idéntico a uno matemático: sólo contrario tanto a su tradición ideológica como habría una solución verdadera. Pero la polítia sus ambiciones. La lista es interminable, ca no es tan fácil; habría que elegir entre pues hay que tener en cuenta que diez años diversos bienes, no necesariamente entre el Los límites de la democracia dan para mucho, pero resumiremos los princibien y el mal. pales agravios contra el Estado de Derecho. El gobierno de clase supone algo que quiPor variadas razones, muy pronto se comEn primer lugar el fin de la separación de zá fuera cierto en la Inglaterra decimonónica, prende que el principio democrático no puede poderes. Es evidente que el poder legislativo pero que tiende a desaparecer hasta en los paíser único y absoluto, sino que debe estar no existe. Sus funciones las realiza el Ejecutises menos desarrollados: una oligarquía ecoencuadrado en un marco aceptable por todos. vo. Pero más peligrosa y nociva parece la ver, transformación de la Ley de Presupuestos subordinación del Poder Judicial a) Ejecutivo. Año 1982. El primer Gobierno del PSOE, de cada año en el cauce a través del que realEllo se ha logrado de diversas formas: vacianpresidido por D. Felipe González mente se operan las modificaciones legislatido de funciones sustanciales el Consejo vas, etc. General del Poder Judicial, convirtiendo sus Y por último, la modificación de la técnica vocales en mandatarios del Partido Goberlegislativa. Es principio constitucional consanante, instaurando el Cuarto Turno. Sobre grado de Interdicción de la Arbitrariedad, este último punto, sólo aclarar que probableQuiere ello decir que en toda decisión admimente las oposiciones no son un buen sistema nistrativa debería haber elementos reglados. de selección de jueces, pero al menos garantiPues bien, en toda la legislación, y especialzan una cierta destreza técnica si el criterio mente en la referente a concesión de subvenconsiste en la afinidad a un partido político, ni ciones y exenciones fiscales, la decisión se eso podemos conseguir. deja, no al cumplimiento de haremos objetiOtro agravio, mortal de necesidad, es la vos, sino a la apreciación por parte de la autoconversión del Tribunal Constitucional en la ridad administrativa de cumplimiento de Tercera Cámara, El Tribunal Constitucional diversos fines no objetivables. Otro caso, en L Tribunal E, debería tener como única guía el texto constieste mismo apartado, consiste en lo que traditucional, pero eso se acabó con la sentencia Constitucional debería tener cionalmente se conocía como «desviación de sobre el caso Rumasa, en que prevaleció la como única guía el texto poder», es decir, la utilización de una norma mal llamada Razón de Estado, frente a la constitucional, pero eso se para conseguir fines contrarios a los perseguiRazón Constitucional. El remate ha venido de dos por la misma. Ejemplo de ello es la utiliacabó con la sentencia sobre el la mano de numerosas sentencias, la más zación de Sociedades Anónimas filiales de curiosa de las cuales es la que declara que la caso Rumasa, en que RENFE para especular con suelo (a estos Ley del IRPF es inconstitucional sólo desde prevaleció la mal llamada efectos da igual que sea en provecho público el momento en que así lo declara el Tribunal. Razón de Estado, frente a la o privado). Con estos precedentes, todos sabemos lo que Razón Constitucional podemos esperar ante un eventual Recurso de Intentaremos, cada mes, analizar la situaInconstitucionalidad contra la Ley Orgánica ción del Estado de Derecho en sectores conde Seguridad Ciudadana. cretos, así como las posibles soluciones ante problemas nuevos que vayan apareciendo. El desprecio más absoluto hacia el ordenaTenemos la débil esperanza de que contribumiento jurídico y el cumplimiento de las ya en algo a la recuperación del mismo en Leyes es otro factor que contribuye a acabar España. • con el Estado de Derecho. Continuamente el «BOE» se convierte en el mejor escaparate: Disposiciones adicionales de Leyes que Alfredo Tímermans del Olmu es ahogado. reforman otras con las que no tienen nada que