Nueva Revista 021 > En el aniversario de la muerte de Mozart

En el aniversario de la muerte de Mozart

Emilio Bonelli García Morente

Nos hala sobre Mozart, un músico absoluto, que el pasado 5 de diciembre se han cumplido 200 años de su muerte.

File: En el aniversari de la muerte de Mozart.pdf

Referencia

Emilio Bonelli García Morente, “En el aniversario de la muerte de Mozart,” accessed July 21, 2024, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2318.

Dublin Core

Title

En el aniversario de la muerte de Mozart

Subject

Artes y Letras

Description

Nos hala sobre Mozart, un músico absoluto, que el pasado 5 de diciembre se han cumplido 200 años de su muerte.

Creator

Emilio Bonelli García Morente

Source

Nueva Revista 021 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

de forma provisional hasta que haya sido construido e¡ edificio definitivo que ha proyectado RiEN EL ANIVERSARIO cardo Bofill, y que estará en el barrio madrileño de Hortaleza, en unos terrenos cedidos por la DE LA MUERTE DE MOZART Comunidad de Madrid, El edificio integrará la Escuela Superior. una Escuela Elemental Por Emilio Bonelli GardaMorente para niños de 8 a 15 años, que se pondrá en marcha en 1993. dos auditorios, hibliotecas. instalaciones deportivas y viviendas para los profesores y sus familias. y residencia de estudiantes. Probablemente para el curso L 5 de diciembre pasado que viene estará el edificio terse han cumplido doscienminado. • tos años de la muerte de Mari» Jusí Frmtán es profesora de MusiWolgang Amadeus Mozart, el ea y periodista más grande entre tos genios de la historia humana que conocemos. Efectivamente, murió en Vielas cátedras y las becas de los na el 5 de diciembre de 1791, sin alumnos, que todavía sepamos exactaP,! ¿Cómo han transcurrido mente de qué. Pero qué más da. estos primeros meses? La cosa es que se murió no exR.: Hay un ambiente fantásticepcionalmente joven para su co. Es un ambiente de comuniépoca (estaba por cumplir treincación entre maestros y alumta y seis años), pero en los umnos, y entre los alumnos de brales de esa edad que acostumotros países. Es verdaderamente bramos a describir como Sos meestupendo, a veces hasta demajores años de madurez de una siado alegre. Para los jóvenes es persona. una satisfacción convivir en un Wolgang Hildesheimer termiambiente distendido con sus na su investigación sobre Momaestros. zart con estas palabras: «CuanP.L ¿Cuales son leus proyectos do el 6 de diciembre de 1791 más inmediatos? aquel cuerpo enjuto y consumiR.: Creo que el ano próximo, do íue depositado en una mísera cuando comencemos con la cácomentario de uno de IbermúsiW. A. Mozart al piano. Acompaña a la fosa, nadie intuyó que se llevaba tedra de Música de Cámara, emca recientemente celebrado en cantante Catarina Cavattieri a la tumba los restos mortales de pezará a formarse lo que será ta el Auditorio de Música de Maun espíritu indeciblemente granJoven Orquesta de Cámara de la drid. de, regalo inmerecido (de Dios) Escuela. Además, el curso que Se interpretaron cuatro obras para la Humanidad en el que la viene se creará también una cáde Mozart bastante atípicas, naturaleza (y Dios) produjo una tedra de Contrabajo. poco conocidas. Aunque éste no obra maestra, excepcional, quiTambién leñemos el proyecto fue el orden, aseriadas cronolózá irrepetible: de todos modos, de traer u dar charlas y conciergicamente fueron: la «Sinfonía nunca más repetida». tos a grandes figuras como Alin.u 31 en Re Mayor», K. 297, cia de Larrocha o Roítiopovich. Poris; las «Vispeiae Solemnes P.: ;,Se ha pensado en incluir ro reservado que embriaga el de Confessore», K. 339; el Músico absoluto la voz, el canto, entre las ensealma del oyente o del que ade«Concierto (24) para piano y ñanzas? más ve, en su caso, por ejemplo, Orquesta en Do menor», K, R.: Naluralmene. Iremos amlas óperas, a través de los senti491, y el «Motete Ave Verum Mozart fue un músico absolupliando con más profesores de dos, superando el aspecto físico Corpus», K. 618 (esta famosa to, no un «músico pintor» en los instrumentos que tenemos de éstos. Se produce entonces «K» hay mucha gente que no frase célebre de Schopenhauer. ahora, luego a otros instrumenuna perfección indescriptible. sabe lo que significa: se trata del Es decir, lo que transmite es extos. y la voz, cómo no, y draPara recordar la muerte del catálogo temático cronológico clusivamente expresable con ma... Mi ilusión es que algún compositor han tenido lugar en de las cerca de setecientas obras música; no sustituible por otra día sea una Escuela de las Artodo el mundo un sinfín de conde Mozart, elaborado por Ludbella arte o por palabras. El tes. • ciertos. Nos centraremos en el wig Ritter von Kochel, con immensaje es algo eterno, un tesoportantes modificaciones estauna sinfonía, cinco quintetos para conjuntos instrumentales blecidas en 1936), diversos, entre ellos en Mi BeLa Sinfonía París como, su mol Mayor para piano, óboe. nombre propio indica, fue comclarinete, corno y fagot, K. 452; puesta en esta capital con ánimo cinco cuartetos para cuerda: dos de agradar al público. CuriosaLa sinfonía interpretada no para piano y cuerda; tres tríos; mente, para ella escribió dos parece de Mozart, pues le cinco sonatas; dos óperas (Las L mundo actual es poco Andantes, estrenados, respectifalta el encanto salzburgués Bodas de Fígaro y Don Giovansorprendente, de modo vamente. el 18 de junio y el 15 o víenés que derrocha el ni) y la ópera breve «Der que para mitigar nuestra de agosto de 1778. compositor en otras Schansfieldirektor»; varias músinecesidad de vivir algo maraviLa Orquesta del día era la cas masónicas y casi todos los lloso acudimos al cine o a las City of London Sinfonía, dirigiHeder. Y si por s¡ eso fuera historias que otros han ideado. da por su titular, Richard Hicpoco, además otras obras «mePero el único, el verdadero jueicox. Se trata de una de esas nunores» como el Rondó en La go es la propia imaginación. No merosas orquestas londinenses, Mayor para piano. K. 511. se podría acceder a otros munque. sin ser excepcional, siemdos. místicos e impresionantes, pre suena bien, sin duda por la El concierto fue interpretado sin la ayuda de ella. Convertirse extraordinaria profesionalidad por el pianista finlandés Olí i en un poderoso mago, un guede sus músicos, en general de los Mustonen. Estoy obligado a derrero hercúleo o un simple hobmúsicos británicos. Está además cirles a ustedes que no me gustó hit bonachón sería algo imposiperfectamente ensamblada con en absoluto. Como persona es clara especialidad y tendencia a ble. Lo saben muy bien los jugael director y se ve tan ensayada excesivamente amanerada hasta oratorios, o bien a óperas barrodores de la nueva generación: que domina cualquier programa, la exageración, y en tanto que cas tipo Haendel. los jugadores de ROL. especialmente de música clásica. pianista su técnica no es depuraDe ellos la que más me gustó da (se retira demasiado del piaLa sinfonía interpretada no fue la soprano Catherine PieLos padres comienzan a acosno en los silencios y, por ello, parece de Mozart, pues le falta rard, que, a pesar del apellido tumbrarse a que sus hijos adoataca a veces tarde), y en cuanto el encanto salzburgués o vienes de resonancia francesa, es neolescentes se metan en una habial sentimentalismo parece salido que derrocha el compositor en zelandesa formada en Inglatetación para llevar a cabo aparende un cerebro que no funciona otras. Intenta agradar, adaptarrra. Su «Laúdate Dominum» n.11 tes ritos esotéricos, en los que con normalidad. Además, el se al gusto francés, que, clara5, muy lucido y conocidísimo de sus compañeros de juego son concierto es atípico —¿se buscó mente no era el suyo, eso se todo el mundo, resultó espléndiendriagos, hechiceros y extraños de propósito que todas las pienota. Tal vez por eso. el públido, salvo un pequeño problema seres fabulosos. No hay gritos, zas lo fueran?— y poco «mozarco, que esperaba un Mozart más de respiración en un momento ni discusiones. Solamente se oye tiano», como decíamos antes de clásico, estuvo frío. determinado. el rodar de los dados y el rasla sinfonía. gueo del lápiz sobre el papel. La mezzo, Catherine Denlcy, Esas son las puertas que les coigualmente británica, resultó Conviene que la gente conoz«Las Vísperas» munican con la fantasía pura. algo apagada como es frecuente ca a! lodo Mozart, pero no cabe en su cuerda. duda que le gusta oír siempre lo El primer juego de ROL apamismo. Conclusión: cierta frialreció a finales de los setenta, Y De los hombres, me gustó «Las Visperae» proceden de dad a la terminación del concierdesde entonces, el interés y la más el barítono canadiense Geagosto de 1780. Es la época de to. afición por esta nueva manera la música de iglesia, algo posterard Fínley que el tenor Marfc rior a la famosa «Misa de la CoFinalmente, se interpretó el de jugar de un modo participatiTucker, quizá porque la parte ronación». Motete Ave Verum Corpus, K. vo (el nombre de «rol» procede de éste es pequeña y no espe618: se estrenó el 17 de junio de del vocablo inglés role, que decialmente lucida. Las Vísperas es una composi1791, y es, obviamente, una de signa ei papel que un actor inTampoco el público pareció ción ambiciosa e imponente. La las últimas composiciones de terpreta). se ha extendido sin rica escritura a cuatro voces del entusiasmado por esta versión Mozart. cesar. coro y solistas, ta grandiosa orde Las Vísperas, seguramente ganización orquesta!, de cuerda, La versión oída fue excelente; por ser conocidas en parte pero con trompeta, fagot, trombones, Orquesta de cuerda y Orfeó Cano en su excelsa totalidad. timbales y órgano, indican el detalá. Si en Las Vísperas hubo alSimulación seo de ampliar su potencial y gún desajuste, aunque pequeño, Años mágicos contienen ya en gran medida su entre ambos, aquí el ensamblaje Pero, ¿qué es en realidad un realización. resultó perfecto. Una verdadera juego de ROL? Es difícil descriEl concierto de piano está esEl coro era el centenario Orpreciosidad, tan «religiosa» que birlo con total propiedad. En crito en marzo de 1786. junto feó Catalá, dirigido actualmente tal vez fuera mejor haberla escuprincipio, se trata de un acuerdo con el de La Mayor, K. 488. Copor Jordi Casas, Cautivó. En chado en el Monasterio de E! de simulación de un mundo diferresponde a los cuatro años máobra de gran lucimiento brilló a Escorial. rente, con seres diferentes y gicos de la más asombrosa e ingran altura, especialmente en el Por fin, el púhlico se encontró tiempos diferentes; de un muncreíble producción mozartiana, Magníficat, número que cierra con algo «de toda la vida». • do paralelo en el que las cosas 1784 a 1787. En ellos apareciela obra. ocurren —o parece que ocuron doce de sus conciertos para Emilio Bonelli GardaMorcnte es abogaEn cuanto a los solistas, me rren— igual que en el nuestro. do del Estado. piano, un concierto para corno, parecieron todos buenos, con