Nueva Revista 015 > Los extranjeros en España. El Gobierno toma medidas

Los extranjeros en España. El Gobierno toma medidas

Rafael Puyol

La situación que se vive en España con el problema de la inmigración, la nueva política de extranjería.

File: Los extranjeros en España. El Gobierno toma medidas.pdf

Referencia

Rafael Puyol, “Los extranjeros en España. El Gobierno toma medidas,” accessed November 11, 2019, http://repositorio.fundacionunir.net/items/show/2144.

Dublin Core

Title

Los extranjeros en España. El Gobierno toma medidas

Subject

Panorama

Description

La situación que se vive en España con el problema de la inmigración, la nueva política de extranjería.

Creator

Rafael Puyol

Source

Nueva Revista 015 de Política, Cultura y Arte, ISSN: 1130-0426

Publisher

Difusiones y Promociones Editoriales, S.L.

Rights

Nueva Revista de Política, Cultura y Arte, All rights reserved

Format

document/pdf

Language

es

Type

text

Document Item Type Metadata

Text

más al Norte. Y conviene recorextranjeros en España», que redar, igualmente, que a partir de coge las «líneas básicas de la po1983 las fronteras de Portugal. lítica española de extranjería», España. Italia o Grecia se conpresentado recientemente por el Los extranjeros en España: vertían en fronteras exteriores Gobierno como Comunicación de la Comunidad, desde donde al Congreso de los Diputados. se presiona a las autoridades esEl documento tiene dos partes El Gobierno pañolas para que controlen más claramente diferenciadas: una y mejor las entradas. No constiprimera expositiva, en la que se tuye ésta una tarea fácil, ya que ofrecen datos generales sobre la cada año nos visitan más de 50 inmigración regular e irregular, toma medidas millones de ciudadanos extranla evolución de las tendencias jeros, un 99% de los cuales puedemográficas en Europa y los de penetrar en nuestro territorio países norteafricanos y los objePor Rafael Pujol con necesidad de obtener con tivos y algunos resultados de la antelación el visado de entrada. Ley Orgánica 785, denominada A pesar de ello, en los últimos Ley de Extranjería, que constiaños esa vigilancia que ahora se tuye el instrumento básico para pretende reforzar, particularla regulación jurídica del régimente en las costas del sur de men de extranjeros en nuestro IENEN cada vez más y España (Algeciras, Cádiz. Málapaís. La segunda parte de la Cocada vez de más lejos. ga, Almería), en Ceuta y Melilla municación contiene las mediDe Latinoamérica, de y en el puerto de Las Palmas, das esenciales para una interEuropa del Oeste y de! Este, de ha dado ya sus frutos. En 1989 vención pretendidamente coheAfrica del Norte y de la zona fueron rechazados en las fronterente, eficaz y global en materia negra subsahariana; de las Filiras 35,000 solicitantes de entrade extranjería. A ellas dedicaré pinas y de otros rincones insosda, de los cuales unos 25.000 lo tos próximos comentarios. pechados del Planeta. Hemos fueron desde los puertos del sur dejado de ser la España «pereLa primera medida que el Godel país. Es una solución necegrina» para ser simplemente bierno señala es un control más saria, pero muy dolorosa para destino, mercado de trabajo o eficaz de las entradas, instrupersonas que han invertido todo refugio y asilo de gentes de muy mentalizado a través de los visalo que tenían, hasta su propia variada condición. Unos han endos y de una mayor vigilancia de vida, por llegar a un destino que trado y viven legalmente en el las fronteras. La política de visales permita alcanzar una aspiraterritorio nacional; otros han dos incluye su implantación, que ción tan justa como poder soatravesado nuestras fronteras de ya ha sido hecha efectiva, para los Hemos dejado de ser la brevivir. forma clandestina y viven (malpaíses del Norte de Africa, a cuEspaña «peregrina» para viven) ilegalmente en el país. yos emigrantes no era exigido De los primeros conocemos ser simplemente destino, hasta ahora. El objetivo que aceptablemente su número, proesta medida persigue es avanzar mercado de trabajo o cedencias y características; de Residentes clandestinos en el control de los inmigrantes refugio y asilo de gentes los segundos sólo tenemos una clandestinos, una buena parte de muy variada condición información fragmentaria e imde los cuales tiene aquella proDe todas maneras, muchos precisa, inconscientemente estecedencia. Sin embargo, el Go(no podemos precisar la cifra) reotipada o deliberadamente bierno parece dispuesto a manlogran llegar al país, y en él, sesgada, que ha suscitado temotener una política tradicional de clandestinamente, intentan gares, reacciones xenófobas y actiexención de visados para las narse la vida. En España residen tudes defensivas y de rechazo. personas provenientes de Latilegalmente alrededor de 400,000 noamérica. extranjeros, y un número de ilegales, muy difícil de establecer, Paralelamente a esta política Nueva política de que estudios encargados por el de visados, el Gobierno declara extranjería Ministerio de Trabajo cifran en su deseo de llevar a cabo un unos 170.000 inmigrantes, pero control más riguroso de las fronLa presencia de extranjeros nadie lo puede asegurar con certeras, frecuentemente calificaen el país preocupa hoy más que teza. Lo cierto es que muchos das de «permeables» y «poronunca a la gente, a los medios de ellos trabajan en la economía sas» desde las instancias comude comunicación, que airean sumergida, en las ocupaciones nitarias, No hay que olvidar al frecuentemente sus perfiles más más duras, peligrosas o peor rerespecto que para muchos eminegativos, y a los poderes públimuneradas (aquellas que los tragrantes norteafricanos España cos, que toman nuevas posiciobajadores autóctonos rechazan) (y también otros países eurones ante el «problema». Un y en situación de gran precariepeos meridionales) constituye buen ejemplo de ello es el docudad. Otros (no pocos, pero Dios un lugar de paso o de estanciamento sobre la «situación de los sabe cuántos) desarrollan activiespera para destinos situados trabajo y residencia fija. Esta política de integración y promoción social estará acompañada por un reforzamiento de la acción policial para perseguir de manera más expeditiva a los extranjeros que cometan actos delictivos. Refugiados Un problema común a todos los países de la Comunidad, y recientemente acentuado en España, es el provocado por aquellos emigrantes que quieren entrar en el país con la condición de refugiados o asilados, cuando en reatidad son simples emigrantes económicos. Se trata de una vía paralela y fraudulenta de penetración cuya corrección exige la reforma de los procedimientos de asilo y refugio, hoy origen de constantes abusos y confusión En ésta, como en otras cuestiones migratorias, la adopción de medidas tendrá que efectuarse en consonancia con las que vayan a establecer otros países de la comunidad. Al final quizá se llegue a la definición de una política compartida en materia de migraciones que contemple soluciones comunes en el tema de los visados, el derecho de asilo. el re forzamiento de fas frondades delictivas o marginales tes que viven en el país afectaLos emigrantes ilegales en España teras, etc. No obstante, esa posique incluyen el robo, la prostitudos por un alto nivel de desemble política común no puede bación o el tráfico de drogas. En pleo, se anuncian planes concresarse exclusivamente en la adopel documento del Gobierno se tos de empleo, formación y proción de una estrategia defensiva manifiesta una preocupación tección social y la legalización que no resulta realista por insupor estos temas y una clara vode determinados grupos de inficiente, insolidaria poco senluntad política de resolverlos, si migrantes en situación ilegal sata. bien las medidas insinuadas para «que puedan justificar su inserEs preciso admitir que la emiello no pasan de una simple deción en la comunidad nacional». gración hacia la Europa comuniEn España residen claración de intenciones. Para la Se trata de una nueva oportunitaria, procedente del Sur y tamlegalmente alrededor de lucha contra el trabajo clandesdad para las personas que no se bién de) Este, resultará inevita400.000 extranjeros, y un tino se recuerdan experiencias acogieron (en muchos casos por ble. Lo que hay que hacer es orllevadas a cabo por otros países, ignorancia) a la operación de renúmero de ilegales, muy ganizaría adecuadamente de forparticularmente la intensificagularización de extranjeros que. ma razonable, negociada y gedifícil de establecer, que ción de las sanciones administraal amparo de la Ley 785, se llenerosa, y evitar a toda costa que estudios encargados por tivas y penales a los empresarios vó a cabo a finales de ese año y lo que ya es una dolorosa deciel Ministerio de Trabajo que ocupan la mano de obra ileen los primeros meses de 1986, sión personal se convierta en un cifran en unos 170.000 gal; se promete un reforzamieny que, al parecer, afectará a las verdadero calvario para sus proto de las actuaciones de control personas que tengan trabajo y inmigrantes tagonistas. Y paralelamente, es de la Inspección de Trabajo y la que estuviesen en España antes preciso también intentar reducir definición de una política activa de la promulgación de la citada el potencial contingente migrade inmigración que dirija, orienLey. Para los demás parece que torio mediante la ayuda al desate y contingente tos flujos migrase estudiará caso a caso y que rrollo económico y social de los torios futuros. Para los emigranno se expulsará a los que tengan países emisores de emigrantes. •